«Estaban felices», ha contado Alejandra Rubio sobre la reconciliación entre Carmen Borrego y Terelu Campos que tuvo lugar durante la comida de año nuevo.


Tras un año especialmente convulso en todo lo referente a las relaciones familiares, Terelu Campos y Carmen Borrego han dado el pistoletazo de salida a este 2022 de la mejor de las maneras. Las hijas de María Teresa Campos han aprovechado la comida de año nuevo para firmar la paz después de meses de desavenencias. «Ya era hora», ha explicado Alejandra Rubio.

© Gtres.

La hija de Terelu también ha reconocido durante su intervención en el programa ‘Viva la vida’ que no se esperaba esta reconciliación. «No estaba planeado, lo estaba para más adelante. A mí me ha sorprendido». Asimismo ha añadido que su progenitora necesitaba que se diese este paso dentro del seno familiar. Fueron testigos del encuentro el marido de Carmen Borrego, José Carlos Bernal, y la propia María Teresa Campos.

«Comieron y hablaron», ha explicado la joven quien ha revelado que Carmen y Terelu mantuvieron una conversación en privado. Intentaron apartarse para no tratar el asunto delante de su abuela. «Fue una conversación normal. Había que dar ese paso antes que otras cosas». Alejandra Rubio ha explicado que ambas estaban muy satisfechas con este encuentro. «Estaban felices, pero falto yo».

Terelu Campos plató
© Gtres.

La joven ha reconocido que ella también está acercando posturas con su tía y que, incluso, ha mantenido una reciente conversación. «Ahora estoy muy tranquila. Felicité el año a mi tía y hablé con ella antes de fin de año. Me dijo que si podía hablar. Le dije que, por supuesto, que las cosas se iban a arreglar. Por mi parte se ha roto el hielo, también por parte de mi madre», ha señalado con una sonrisa en la boca.

Una etapa muy dura para Terelu

La reconciliación supone una gran noticia para Terelu quien ha cerrado un 2021 especialmente duro. No solo por el distanciamiento que ha tenido con su hermana, también por la muerte de Mila Ximénez y las consecuencias de la pandemia. La colaboradora desde hacía tiempo quería dar carpetazo a los problemas familiares. «Lo que sí quiero es zanjar este tema. No voy a colaborar a contribuir a este tema ni un solo día de mi vida. Primero porque me hace mucho daño. Segundo porque hacemos daño a personas que nos importan», afirmó durante su última intervención en el programa ‘Viva la vida’.

Terelu Campos plató
© Telecinco

La colaboradora explicaba que las desavenencias se habían magnificado por haberse hecho públicas. «El problema es que todo lo que se produce en un medio público tiene una dimensión que no la tiene en tu casa. Es como un ovillo que engorda y engorda cada día. Seamos honestos, a casi todo el mundo le ha venido bien engordar esto. A mí, desde luego, no. Trabajamos en un medio público y cuando hay una noticia que interesa al espectador, ahí no damos la espalda nadie. Eso tiene unas consecuencias porque al final estamos hablando de personas».