En su regreso a ‘Sálvame’, la presentadora ha contado cómo fue su ingreso hospitalario. Lydia Lozano se emocionaba al escucharla, ya que su hermano ha fallecido recientemente por coronavirus.


Este miércoles, Paz Padilla ha regresado a ‘Sálvame’ tras superar el coronavirus. En su retorno al plató de Telecinco, la presentadora se ha mostrado feliz de reencontrarse con sus compañeros. “¡Ya estoy incorporada! ¡La niña ha superado el Covid! ¡Estoy Covid-free!”, gritaba nada más comenzar el programa. Sus compañeros celebraban su vuelta entre aplausos y palabras de cariño.

«Nunca pensé que me iba a pasar»

“Da alegría verte así, Paz. Vaya susto nos diste», comentaba Rafa Mora. «¡Qué bien te sientan los anticuerpos!”, bromeaba Gustavo González y la presentadora explicaba que ha perdido seis kilos durante su convalecencia. «Nunca pensé que me iba a pasar porque me considero una tía joven, no tengo ninguna enfermedad, no tomo ninguna medicación y hago mucho deporte», admitía.

Telecinco

La presentadora ha recordado a su amigo, el actor Jordi Sánchez, que ha estado ingresado más de un mes luchando contra el virus. “Me insistía una y otra vez: ‘Paz, no llegues tarde como yo, a la mínima te vas al hospital. Esos consejos se me quedaron en la cabeza”, relataba.

La gaditana ha explicado que cuando contrajo coronavirus pasó los primeros días bien, sin sentir apenas los síntomas de la enfermedad. A los 5 días empezó a tener fiebre. Y la cosa empeoró a los 10 días de ser diagnosticada. Entonces empezó a notar que le faltaba el aire al respirar, por lo que decidió ir a un centro hospitalario. “El décimo día no podía llenar bien los pulmones, se me quedaba el aire a la mitad y una amiga mía que es médico me dijo que me fuera al hospital a hacerme una radiografía para descartar que tuviera una neumonía bilateral”.

«Nunca pensé que me iba a pasar»

Por suerte, en el hospital no le diagnosticaron neumonía, pero al detectar que estaban alterados algunos índices de coagulación, la médico que atendía su caso le recomendó quedarse ingresada. «Me hacen una analítica y ven que hay ciertos niveles que se alteran y decidieron dejarme ingresada porque no llenaba el pecho (de aire). Esos niveles pueden provocar trombosis o aneurisma o trombo pulmonar. No estaba muy alto, pero decidieron dejarme ingresada», añadía. «Y yo pensaba: ‘No puede ser’… Yo sola, mi familia en casa. Pensaba que me iban a hacer una placa y me iba a volver a casa. Lo que a mí me entró por el cuerpo…”.

Telecinco

Paz Padilla ha querido agradecer el trabajo del personal sanitario del hospital Quirón de Madrid, donde superó el coronavirus. «Me asusté porque pensaba: ‘¿Y si esto va a más? El covid no sabes cómo va a reaccionar tu cuerpo… Las enfermeras maravillosas. Quiero mandar un beso enorme a todo el equipo», señalaba.

«En mi habitación escucho cómo entran personas en parada»

Durante sus días en el hospital salieron a flote sus temores. Se encontraba en una planta donde solo había enfermos de Covid-19 y estuvo al tanto de todo lo que sucedía: «En mi habitación escucho mucho ruido, cómo entran personas en parada», contaba.

Lydia Lozano, afectada por la reciente muerte de su hermano, se emocionaba al escucharla y, rota en llanto, se marchaba de plató: “Lo siento, quería contar cómo lo he vivido yo para que la gente se conciencie de que el covid es algo serio. A veces no lo es. He tenido amigos que lo han pasado sin pena ni gloria, pero es complicado. Y como lo he vivido en primera persona, lo he contado. Siento que Lydia esté así”, decía Paz.

Instagram

Hace unos días, Paz Padilla anunciaba en las redes sociales que tuvo que pasar por un ingreso hospitalario debido al coronavirus. «Quiero decir que hoy hace catorce días que me infecté del covid. Los primeros días la verdad es que fueron muy sencillos porque no tenía apenas síntomas pero tengo que contaros que a partir del quinto día empecé con fiebre, me dolía todo el cuerpo y ya me costaba moverme del sofá, pero bueno», detallaba. «Todo iba bien hasta que el día octavo empecé a sentir una opresión en el pecho y me costaba respirar». Al llegar al hospital, la artista ha revelado que le «hicieron una placa y vieron que tenía unos niveles muy alterados y algunos problemas de coagulación. Entonces decidieron dejarme ingresada. He estado ingresada en la Unidad de covid, he estado tres días sola en la habitación».