Ilocalizable. Así estaba Bigote Arrocet desde que decidiera poner tierra de por medio. El cómico fue visto por última vez en el aeropuerto de Madrid-Barajas Adolfo Suárez y él mismo desveló cuál era su destino: Panamá. Todo esto sucedió hace exactamente 20 días, sin embargo, desde entonces sus allegados no tenían noticias de él. Tampoco este medio que, a pesar de tratar de dar con él, no ha obtenido respuesta por su parte. Era una auténtica incógnita cómo estaba haciendo frente al confinamiento en este país y, por este motivo, SEMANA se ha puesto en contacto con su entorno. Ha sido su gran amigo, el cómico Tony Antonio, quien ha confesado a esta revista, en exclusiva, los últimos mensajes que ha podido intercambiar con él. El humorista nos atiende desde su segunda residencia en Los Ángeles de San Rafael, donde se encuentra junto a su esposa aislado: «hasta que la situación se arregle me quedo aquí. La sociedad se va a quedar rota». Se muestra desolado y preocupado por la situación que vive España debido al coronavirus, pero no duda en atender nuestra llamada.
Bigote Arrocet
El actor es íntimo de Bigote y ha sido durante estos días cuando han hablado vía WhatsApp. «He podido hablar con él. Lo último que me ha dicho es que están en Panamá, aunque encerrado. Sé que habían cogido un barco y que les habían hecho regresar«, desliza Tony. Habla en plural, pero cuando es preguntado por la compañía de Edmundo el humorista asegura desconocer con quien se encuentra. «Creo que está solo, no sé», añade. Arrocet, por el momento, no habría podido volver, aunque el humorista asegura que «está bien». «Al final está muy acostumbrado a viajar solo y también a vivir solo por lo que no estará llevándolo muy mal. Menos aún si tenemos en cuenta que se fue de casa muy jovencito, con unos 12 años. Imagínate», dice.
El motivo de su periplo no fue otro que laboral, pues tenía varios negocios que atender en el país. No obstante, ahora está obligado a permanecer a más de 8200 kilómetros de España, a pesar de que sus planes distaban mucho de lo que está sucediendo. El chileno deseaba cambiar de residencia y así lo adelantó ‘Jaleos’. Quería abandonar su piso de soltero y emprender una vida en la Costa del Sol, en la tierra natal de su expareja, María Teresa Campos, pero todo lo acaecido con el COVID-19 ha truncado sus sueños.

Bigote Arrocet muy pendiente de sus amigos

«A saber cuándo puede irse a vivir a Málaga con todo lo que está pasando. Es cierto que allí le espera mucho trabajo», apunta Tony. Tal y como reveló este medio, había en marcha un proyecto con un prestigioso pintor de la región, Manuel Rincón, por el que Bigote estaba decidido a afincarse en Málaga. Él también ha charlado con Bigote Arrocet en los últimos días y así se lo relata a esta revista: «Sé que está fuera de España y que está bien. Está pendiente de que toda la gente que conoce esté bien«.

1Fue visto sin apenas equipaje

Edmundo fue ‘pillado’ por la prensa con muy pocas maletas antes de iniciar su viaje dirección Panamá. Quizás entonces creía que su estancia no se iba a alargar demasiado en el tiempo y mucho menos que las restricciones se iban a endurecer hasta tal punto.

2'Huyó' después de que se suspendiera el juicio con su hijo Alexis

Justo después de que se suspendiera el juicio de paternidad de su hijo Alexis Ledgard debido al coronavirus, el cómico decidió dejar España. Su destino era Panamá, tal y como adelantó SEMANA en exclusiva, e hizo escala en Miami, donde también fue fotografiado por los paparazzis.

3Es paciente de riesgo

El humorista ha «querido» escapar de la crisis sanitaria, teniendo en cuenta sobre todo sus 70 años, por lo que ya se considera una persona de alto riesgo por su edad. El cantante no ha querido estar en España durante estas semanas tan complicadas a las que se enfrenta el país.

4La revista SEMANA ha tratado de contactar con él

Sin embargo, Arrocet ha preferido no responder a las peticiones de este medio. De momento, prefiere llevar su periplo con discreción y no dar detalles de cómo está llevando su particular cuarentena.

5¿Cómo está la situación en Panamá tras el COVID-19?

En Panamá según los últimos casos confirmados, la situación es mucho menos alarmante que en España. Las autoridades han revelado que superan los 989 casos de contagiados y las 24 muertes. Nada que ver con los números que ha alcanzado España: más de 85.000 contagiados y 7.340 fallecidos.

Los humoristas Tony Antonio y Edmundo "Bigote" Arrocet durante el entierro de " Chiquito de la Calzada " en Málaga 11/11/2017

6Este lunes 30 de marzo tenía una cita en España

Estaba previsto que él y otros humoristas acudieran a la presentación del libro homenaje de Chiquito de la Calzada. Una cita imprescindible para los amigos más íntimos de la leyenda, pero que ha sido suspendida dada las circunstancias que vive España.

EL HUMORISTA TONY ANTONIO CON LA PERIODISTA MARIA TERESA CAMPOS Y EDMUNDO " BIGOTE " ARROCET DURANTE LA 3 EDICION DE LOS PREMIOS SANCHO PANZA 2015 19/04/2015 MADRID

7No hay acercamiento con María Teresa

A pesar de que había quien confiaba en que retomaran su relación sentimental, nada más lejos de la realidad. María Teresa Campos y Bigote Arrocet iniciaron caminos por separado y la hoja de ruta de ambos confirma en que su decisión está más que asentada.

8La malagueña está viviendo la cuarentena acompañada

Junto a su hija Terelu Campos. Las dos están viviendo este duro momento en la preciosa casa de la colaboradora de ‘Viva la vida’, aunque ya ha sido adquirida por otro propietario. Desde allí, la presentadora ha enviado un mensaje muy optimista a todos los ciudadanos: «Deseo que paséis estos días lo mejor posible, que os cuidéis muchísimo. Yo estoy con Terelu y ya me está ayudando a hacer esto. Luego me reconfortaré de este nuevo día duro que hay que seguir viviendo con mucho cuidado en beneficio de todos. Un abrazo muy grande», ha dicho la periodista.

9Se espera que Bigote Arrocet algún día rompa su silencio

A pesar que se ha afirmado en numerosas ocasiones que el cómico tenía intención de confesarse en una revista, tres meses después de que se hiciera pública su ruptura todavía no ha roto su silencio. ¿Lo hará después del confinamiento? Solo el tiempo lo dirá.