La presentadora de ‘El programa de Ana Rosa’ suma un nuevo contratiempo a su aislamiento, ya que ha tenido que adelantar sus vacaciones de Semana Santa por tener a sus hijos en casa.


Ana Rosa Quintana está en de cuarentena y de vacaciones. La presentadora de televisión se ha cogido unos días de relax y desconexión por Semana Santa justo cuando está todavía aislada por estar en contacto con un positivo en coronavirus. A pesar de que Ana Terradillos está siendo la encargada de sustituirla, Ana Rosa no ha dudado en hacer conexiones en directo para hablar sobre la actualidad política desde su casa.

Pues bien, ahora que ya se encuentra de vacaciones, parece que estos días de descanso no van a ser como ella desearía. Y es que coincide que sus hijos Juan y Jaime están en casa al no tener clases por vacaciones de Semana Santa. Además, tendrán que estar también en casa por precaución.

Ella misma aseguró que iba a adelantar sus vacaciones de Semana Santa por este motivo: «Mi casa se ha complicado, tengo a los chicos en casa», explicaba como contratiempo. Ana Rosa ha querido compartir con todos cuál va a ser su plan para esta Semana Santa debido a que no podrá salir de casa, al menos durante algunos días más.

Ana Rosa sigue de aislamiento en casa por culpa del coronavirus

© Telecinco.

Por este motivo, Ana Rosa Quintana aprovechará el tiempo libre para… ¡hacer torrijas! Sí, este es el plan culinario que la presentadora ha elegido para estos días de encierro en casa con su familia: «Chicos, me voy a hacer torrijas», desvelaba ella en directo. El contratiempo de última hora que ha supuesto su aislamiento y las vacaciones de sus hijos ha hecho que tenga que cambiar por completo sus planes.

Hace unas semanas, a la salida de un restaurante de una de las zonas más exclusivas de la capital, la presentadora hablaba de sus planes de Semana Santa. Teniendo en cuenta que no podíamos viajar, la presentadora aseguró que disfrutaría de la hostelería de la Comunidad de Madrid y de lo que esta ofrece, apoyando así a los hosteleros de la zona, uno de los sectores más afectados de esta pandemia.

Un contratiempo que le obliga a no acudir al plató de su programa

Pero el hecho de haber mantenido un contacto estrecho con un positivo en coronavirus, ha hecho que la presentadora tenga que guardar la cuarentena y no pueda salir de casa. A pesar de que las pruebas están siendo satisfactorias y de que Ana Rosa no se ha contagiado, no será hasta finales de esta semana cuando ella y Joaquín Prat den por finalizada su cuarentena. «Aunque mis pruebas han resultado negativas, me someto a una cuarentena preventiva, así que espero someterme a otro test en unos días y espero que todo siga igual», explicaba desde su casa hace unos días.

Ella ha explicado que se encuentra perfectamente y que está haciendo la cuarentena por protocolo y precaución. Fue hace tan solo unos días cuando en pleno directo ella se ausentó para realizarse una prueba de antígenos que dio negativo, siendo horas después cuando se oficializó su aislamiento. En un principio este momento quedó como algo meramente anecdótico hasta que la cadena confirmó que tanto ella como Joaquín Prat debían quedarse en casa para así prevenir más casos en el programa.