La distancia entre los duques de Sussex y el Reino Unido no es solo física, sino también emocional. Han pasado más de cuatro años desde que el Príncipe Harry y Meghan Markle optaron por poner tierra de por medio con la Familia Real británica para dar pistoletazo de salida a una nueva etapa en California. En ningún momento parecen haberse arrepentido de esta decisión, aunque es cierto que sus prioridades han cambiado, y que todas ellas son lo primordial ante una posible vuelta a Inglaterra de cara a un futuro.

El cruel ataque del biógrafo de Meghan Markle a Kate Middleton

Harry y Meghan Markle durante la última edición de los Juegos Invictus. 

Gtres

Según el experto en realeza Tom Quinn, “Meghan ha dicho que solo está preparada para regresar a Inglaterra si ella y Harry tienen un lugar propio y la seguridad que ambos sienten es esencial”, ha revelado para The Mirror. Si algo tiene claro Markle, es que no está dispuesta a volver a Reino Unido para quedarse con los familiares de su marido, pues eso no le da la confianza suficiente para iniciar una nueva etapa allí, totalmente alejada de sus orígenes.

No obstante, si estos problemas se solucionan, los duques de Sussex no descartan viajar al otro lado del Atlántico y establecerse allí permanentemente: “Si la pareja logra encontrar un hogar permanente y solucionar el problema de seguridad, seguramente querrán traer a sus hijos al Reino Unido, pero hará falta mucha diplomacia para llegar al punto en el que Archie y Lili puedan desarrollar una relación cálida con sus primos George, Charlotte y Louis”, ha asegurado Quinn.

Kate Middleton y Meghan Markle no se llevan bien

Kate Middleton y Meghan Markle no se llevan bien.

Gtres

Meghan Markle y el Príncipe Harry, dispuestos a que sus hijos se relacionen con sus primos

Estas palabras tan solo dejan entrever que nada gustaría más a Meghan y a Harry que que sus hijos estrecharan su vínculo con sus primos. Sin embargo, teniendo en cuenta la tensión existente entre el Príncipe Guillermo y su hermano, primero serían los padres quienes tendrían que acercar posturas, para que después los pequeños pudieran forjar una relación propia de una familia al uso.

Sara Carbonero y su confesión sobre el cáncer que padeció

También te interesará

Sara Carbonero se confiesa cinco años después de superar su cáncer: "Mi hijo me dijo que no parecía yo"

Sin ir más lejos, hace tan solo unos días salían a relucir las peleas que dinamitaron la relación entre los príncipes de Gales y los duques de Sussex. Ahora que la situación de Kate Middleton es sumamente complicada a raíz del cáncer que padece, se ha hecho aún más evidente si cabe el distanciamiento entre los hermanos y sus respectivas esposas.

Cabe destacar que el hijo menor de Lady Di viajó a Londres en mayo para asistir a un evento conmemorativo de los Juegos Invictus. Esta podría haber sido la ocasión perfecta para reunirse con algún miembro de su familia directa, pero nada más lejos de la realidad. El Príncipe Harry no se reencontró ni con su padre, ni mucho menos con su hermano, porque precisamente con este último la relación es nula. La enfermedad de Kate Middleton no parece haber sido un motivo suficiente y de peso para que los hijos de Carlos III entierren el hacha de guerra de manera definitiva para permanecer unidos como en antaño. 

Meghan Markle en los Invictus Games

También te interesará

Meghan Markle, cada vez más aislada: estos son todos los amigos que ha perdido desde que es 'royal'

Para conocer el inicio de las disputas familiares hace falta viajar en el tiempo, concretamente hasta el año 2018. Ahí fue cuando el Príncipe Harry y Meghan Markle se dieron el “sí, quiero” en el Castillo de Windsor. Tanto el matrimonio como los príncipes de Gales se mostraron muy unidos y felices, unas actitudes por las que nadie podía imaginar que, en cuestión de meses, su relación daría un drástico giro de 180 grados. 

Pero lo cierto es que entre ellos ya existía alguna que otra rencilla. Tal y como pudo saber The Mirror, las parejas llegaron a la ceremonia nupcial distanciadas tras varios encontronazos que no pudieron resolver ni pese al paso del tiempo. Entre ellos, el que tuvo lugar mientras Meghan Markle se preparaba y Kate Middleton pasó por alto un “detalle insignificante” por el que su cuñada aseguró que tenía “cerebro de bebé”. Más tarde, la duquesa de Sussex defendió que, había usado esa expresión, porque la Princesa de Gales había sido madre recientemente del pequeño Louis. Aun así, muchos no la creyeron, entre ellos la esposa del Príncipe Guillermo, a quien “ofrendió sobremanera” el comentario de la exactriz.

kate-guillermo-meghan-harry-1

También te interesará

Se develan las peleas que dinamitaron la relación entre el príncipe Guillermo y Kate Middleton y Harry y Meghan

A esto se suma la publicación de las memorias del Príncipe Harry, ‘En la sombra’. En ellas destapa una serie de historias que no dejan en muy buen lugar ni a su padre ni a su hermano, lo que hace que surja una gran incógnita: ¿Conseguirán superar estos baches, o permanecerán separados por el resto de sus días? Solo el tiempo lo dirá.