Los dos primeros episodios de ‘Corinna y el rey’ ya han visto la luz. Y, como era de esperar, el pódcast en el que se narra la vida de Corinna Larsen y su relación con el Rey Juan Carlos llega cargada de detalles hasta ahora inéditos. “Llegaba de sus viajes con bolsas llenas de dinero en efectivo”, dice. «Le veía regresar de viaje y estaba feliz, como un niño de cinco años. Volvía con bolsas de dinero y yo le preguntaba: ¿Qué eso eso? Me respondía: ‘Es de mis amigos’. Me da la sensación de que era una situación muy habitual». Incluso asegura que el emérito tenía «un talento inigualable» para hacer desaparecer ese dinero. En el terreno personal, relata lo importante que fue para ella: «Cuando la gente lo llama aventura y a mí me llaman amante, no es que lo digan aleatoriamente. Es que no conocen la profundidad de la relación. Nunca me he sentido tan casada como con el rey de España. En mi corazón, él era mi marido».

Corinna Larsen (1)
GTRES

El primer capítulo del pódcast aborda cómo fue el primer encuentro entre la aristócrata alemana y el emérito, al que define como un hombre «muy amigo de las mujeres, muy abierto, jovial, jocoso, se reía mucho» y era una persona «muy amable». Se conocieron en una partida de caza en Sierra Morena, al que ella, aficionada a las cacerías y experta en armas, asistió como invitada. En un momento, el anfitrión se le acerca y le dice: «El Rey de España ha pedido que te sientes con él. Tiene un problema con un arma y le gustaría hablar contigo». Ella dijo que sí: «Por supuesto, accedí. Cambiamos de sitio y me senté a su lado… creo que le gustó el hecho de que pudiera explicárselo y pudiera ayudarle a arreglarlo».

«Sus deseos eran órdenes», recuerda Corinna Larsen

La primera entrega de la serie de pódcasts de ocho capítulos se ha estrenado este lunes, 7 de noviembre, un día antes de que tenga lugar la vista en la Corte de Apelaciones del Tribunal Superior del Reino Unido y Gales donde se instruye el caso de la demanda que la alemana interpuso contra el padre de Felipe VI por supuesto acoso. Una situación que dista mucho de los lazos que antaño, según se narra el pódcast, existía entre la socialité y el padre del Rey, cuya relación tuvo lugar entre 2004 y 2009. Llegaron a compartir confidencias como el dolor que padeció Don Juan Carlos tras la muerte de su hermano, el Infante Alfonso. Este falleció con apenas 14 años, mientras manipulaba un arma que se disparó accidentalmente, después de que una bala le traspasara la cabeza. «Hay una zona muy gris en la historia. Sea lo que sea a lo que estaban jugando, él cargó el arma. Creo que la culpa permanece en su alma y en su mente. La primera reacción de su padre fue preguntarle: ¡Dime que no lo has hecho a propósito!». Larsen cree que la personalidad de Don Juan Carlos tiene mucho que ver con los duros acontecimientos que vivió en su infancia. “Una terapeuta lo habría visto de lejos: una infancia llena de traumas y una mala figura paterna”.

rey-juan-carlos-1
Gtres.

Corinna Larsen cuenta que el tiempo que compartió con el Rey Don Juan Carlos «había cosas que para mí eran inverosímiles, a las que yo me refería como ‘la corte de milagros». Hace referencia a cosas como pedir «una botella de vino de Burdeos» a un amigo y que en poco tiempo llegaran «20 cajas» de ese vino: «Sus deseos eran las órdenes de los demás y la gente, literalmente, hacía lo imposible solo para complacerle».

Según ha denunciado Corinna Larsen, empezó a ser objeto de «amenazas y seguimientos» dos años antes de la abdicación de Juan Carlos de Borbón. Intimidaciones que, según su denuncia, habrían sufrido tanto ella como también miembros de su familia. Fue el pasado mes de marzo cuando la Alta Corte de Justicia de Reino Unido negó la inmunidad al monarca. Esta sostenía que ninguna ley británica le permitía evitar el banquillo.

 

¿Cuántos años tiene Corinna Larsen?

La exprincesa alemana tiene 58 años.