El champú de cebolla se ha convertido en uno de los productos capilares más demandandos del momento. La pregunta es: ¿A qué se debe su éxito?


Pocas cosas nos han sorprendido tanto en los últimos meses como que el champú más vendido en todo Amazon sea un champú elaborado a base de cebolla. Sí, has leído bien: cebolla. Esa verdura que utilizas en tus sofritos más tradicionales; que te hace llorar cada vez que la cortas; y que tiene más capas que el look que utilizas para pasar un día en la nieve. El champú con extracto de cebolla es una realidad y su éxito es indiscutible. El más conocido, sin duda, es el de la marca Nuggela & Sulé, que llegó a España hace ya un tiempo gracias a la plataforma de venta online y que no tardó en agotarse. De hecho, durante el confinamiento, este producto aumentó sus ventas en casi un 80%.

Un boom que, aunque parezca la mar de descabellado, tiene su lógica. Y es que las bondades y beneficios que esta verdura puede tener en nuestro pelo son prácticamente infinitas.

Especialmente indicado para estimular el crecimiento del cabello, este champú se ha convertido en uno de los tratamientos capilares más buscados para aquellas personas que desean que su pelo crezca con fuerza y rapidez. Y no es ninguna locura, pues la cebolla se ha usado para devolver la vitalidad, el brillo, la suavidad y el volumen al cabello desde tiempos inmemorables. Ya era tradición usar cebolla a modo de mascarilla en el antiguo Egipto pero también nuestras abuelas los utilizaban para tener una melena larga y sana. Y los remedios de las abuelas suelen funcionar. Pero… ¿Por qué es este alimento tan bueno para el pelo?

¿Por qué la cebolla es tan beneficiosa para el pelo?

Muy sencillo. La cebolla contiene altas dosis de quercetina, una sustancia que ayuda a mejorar la circulación de la sangre, que es imprescindible para que los folículos capilares hagan crecer el pelo. A mejor circulación, mayor crecimiento del cabello. Una relación directamente proporcional que hace que tu melena luzca densa, fuerte y más sana que nunca. 

Es precisamente por eso por lo que muchas otras marcas (no solo Nuggela & Sulé) han querido sacar su propia versión de este polémico pero beneficioso champú. Eso sí, todas ellas inoloras. Y es que aunque el ingrediente principal sea la cebolla, esta no huele; por lo que podrás presumir de pelo largo sin necesidad de ir oliendo a ensalada por la vida.