La hija de María Teresa Campos ha hecho hincapié en que solo iba a trabajar y ha cerrado la puerta a un posible regreso a ‘Sálvame’.


Una semana después de prometerle a María Patiño que estaría en ‘La Última Cena’, Terelu Campos ha cumplido y se ha presentado en la versión culinaria de ‘Sálvame’ para prepararle un delicioso manjar a los que un día fueron sus compañeros. La hija de María Teresa Campos ha protagonizado una vuelta triunfal al programa de las tardes de Telecinco y se ha visto cara a cara con ellos más de un año después de su marcha.

Terelu Campos pisaba el plató de ‘Sálvame’ muy emocionada y con una gran responsabilidad entre las manos: dar de comer a los que un día fueron sus compañeros. Sin embargo, la velada, que prometía estar cargada de recuerdos y con el que se dejaría la puerta abierta a una posible vuelta al programa, ha estado cargada de tensión y llena de dardos envenenados.

La hija de María Teresa Campos había dejado muy claro que ella venía a cocinar y que no quería entras en ninguna discusión: «Yo ya no estoy para esto. Me estoy aburriendo muchísimo«, decía mientras que se volvía a los fogones tras ver como Kiko Matamoros y Chelo García Cortés discutían por el sabor del primer plato, una ensaladilla rusa. Además, no dudó en acusar a Lydia Lozano de «montar un numerito» y se escudaba en cantar la sintonía del programa de Emma García cuando se avistaba una discusión.

Desatada en su vuelta a la versión culinaria de ‘Sálvame’

Para aliviar la tensión del ambiente, Jorge Javier Vázquez quiso jugar a un juego con los allí presentes y les preguntó con qué colaborador de ‘Sálvame’ tendrían una relación íntima si fuera el fin del mundo. Ante esto y tras escuchar varias respuestas, Terelu Campos mostraba su lado más sincero y dejaba claro que con Kiko Matamoros y con Chelo «que ya tiene experiencia».

Esto despertaba las risas cómplices de sus compañeros y Terelu Campos volvía a mostrarse sin filtros y seguía contestando a las preguntas sexuales del dueño del cortijo. El catalán quería saber si en alguna ocasión había hecho un trío y la hija de María Teresa Campos decía sin tapujos: «Nunca lo he hecho ni me lo han ofrecido. De hacer un trío siempre he dicho que lo haría con dos tías y un tío. Si son dos tíos y una tía me la quieren meter hasta por el ojo, así que no. Lo tengo clarinete».