El colaborador ha reconocido que había provocado de forma intencionada a Rocío Flores en los platós de televisión con el único objetivo de ponerla al límite.


El sobrecogedor relato de Rocío Carrasco está generando un sinfín de reacciones en los platós de Mediaset. Kiko Jiménez apoya el testimonio de esta última y aprovecha para ser muy crítico con Antonio David Flores a quien ha calificado de «manipulador». Asimismo se ha pronunciado sobre su expareja, Gloria Camila Ortega, y Rocío Flores.

Telecinco

«Yo también he sido manipulado por Antonio David Flores», ha afirmado durante su último polígrafo en ‘Sábado Deluxe’. Ha contado que antes de entrar en ‘Gran Hermano’ recibió una llamada de este cuando desconocía que él participaría en el reality. «Lo primero que me dijo es que sabía que había tenido ciertos problemas con Gloria. Su llamada se basó en decirme: ‘Solo te voy a decir que en el concurso me respetes y que no te metas en nada, tú haz tu concurso y yo el mío’. Yo le dije que estuviese tranquilo: Yo no te voy a recriminar nada». Un hecho que según su versión condicionó por completo su participación en la casa de Guadalix.

Kiko Jiménez ha explicado que el malagueño en su momento se propuso para ir a ‘Supervivientes’, pero la productora no le deseaba como concursante. «Querían a su hija solo. Luego llega ‘GH VIP’ y aluciné. Para asombro veo que iba a ir Rocío Flores a plató. Cómo que me suena esto a un añito de atrás. Antonio David utilizó a su hija para entrar en ‘Gran Hermano VIP'», ha añadido al respecto. «Voy a indagando y empiezo a preguntar: era un contracto y un pack que iban los dos».

Telecinco 

Se pronuncia sobre Gloria Camila

Sobre su expareja, Gloria Camila Ortega, ha reconocido que le da «pena» porque también la considera como una víctima de toda esta historia. Sobre el distanciamiento que esta mantiene con su hermana, Rocío Carrasco, no ha sabido explicar a qué se debe: «Ella no sabe por qué se ha roto la relación con su hermana, te mentiría si dijera lo contrario. Tiene interiorizado que Rocío Carrasco es la mala por Rocío Flores, por Antonio David y por la tónica general de la familia». Ha contado que en su momento presenció un importante ataque de ansiedad por parte de esta cuando estuvo a punto de encontrarse con su hermana que estaba realizando unas compras en un centro comercial de Madrid.

Kiko Jiménez ha reconocido que había provocado de forma intencionada a Rocío Flores en los platós de televisión con el único objetivo de ponerla al límite e intentar sacar su carácter más fuerte. Además, tras uno de aquellos incidentes, la joven tuvo que tomar una tila durante el intermedio para estar más tranquila. Algo que corroboraba Belén Esteban quien fue testigo de aquel tenso momento que tuvo lugar entre bambalinas.