Fani sospecha que se ha quedado embarazada de Christofer en pleno reality de ‘La casa fuerte’ y es que además de antojos ya siente cómo su cuerpo cambia. Estaban buscando un bebé y puede que ya lo hayan encontrado


Fani regresó a España tras su aventura en ‘Supervivientes’ con la firma decisión de casarse con su novio Christofer, así como con la idea de aumentar la familia que ha formado con él. La concursante de ‘La casa fuerte’ ya tiene un hijo fruto de una relación anterior, pero Christofer ha sabido ejercer la figura paterna que el menor necesita, lo que le ha dado el empujón necesario para que Fani quiera tener un segundo hijo, el primero en común con su pareja. Y, según se ha conocido ahora, quizá la llegada de este segundo retoño llegue antes de lo esperado. Y es que la pareja de concursantes han expresado sus dudas en pleno reality sobre si Fani estaría o no embarazada, dado que ha comenzado a sentir algunas señales en su cuerpo.

Fani ha comenzado a notar que algo extraño se cuece en su cuerpo. Aún no se atreve a afirmar que se ha quedado embarazada en ‘La casa fuerte’, aunque sí que lleva tiempo buscando este segundo hijo y no ponen medios anticonceptivos para evitarlo. Ahora, el runrún en la cabeza de Fani es mayúsculo y es que tiene la sensación de que podría haberse quedado embarazada antes de lo que había planeado, lo que no supondría un problema mayor, al comprobar la cara de Christofer tras plantearle la posibilidad de que esté en estado de buena esperanza.

Todo comenzó cuando Fani se encontraba merendando en el porche de ‘La casa fuerte’. Como si fuese un mero comentario, le decía a Christofer que últimamente “tengo mucho antojo de dulce”. Esto bien podría deberse a la ansiedad que le provocan los constantes enfrentamientos con sus compañeros de aventura o la presión de saber que está en todo momento vigilada por las cámaras y la audiencia. Esta ansiedad le provocaría un ansia por consumir dulce, pero ella cree que se debe a algo más especial si cabe, dado que los antojos por el dulce no son el único síntoma que ha comenzado a experimentar y que apuntarían directamente a que estaría embarazada de nuevo. Y es que ella mejor que nadie conoce su cuerpo y más cuando se encuentra en proceso de cambio para alumbrar una nueva vida.

Además de su predilección por el dulce y las ganas constantes de estimular su paladar con manjares prohibitivos, Fani ha confesado que se siente extraña: “Me he despertado muy rara, tengo el pecho más grande, he tenido náuseas y estoy muy cansada”, confiesa. Si bien todo podría deberse a la presión mediática, al saber la que se está cociendo tras la revelación de su tía Raquel de que podrían haberse dedicado supuestamente a la prostitución en el pasado. También al aumento de las temperaturas, dado que gran parte de la Península se encuentra en alerta naranja por una fuerte ola de calor, que asola también Madrid, donde se graba ‘La Casa fuerte’. Pese a todas las posibles explicaciones, Fani está convencida de que podría haberse quedado embarazada en pleno reality, algo que a Christofer le hace especial ilusión.

“Tú estás contento, ¿a que sí? Mira qué cara se te pone”, trata de sonsacarle Fani a su chico tras plantearle sus sospechas de que estaría embarazada. Christofer no puede disimular su emoción ante la idea de poder cumplir su sueño de ser padre con la mujer que ama, aunque ya ha probado la experiencia de ayudarla a criar a su hijo. Pese a todo y a la ilusión que les haría poder confirmar la buena nueva, Fani se muestra cauta y no quiere vender la piel del oso antes de cazarlo, como suele decirse: “Puede ser por el estrés de la casa, a lo mejor estoy ovulando, pero como estamos buscando un bebé”, deja caer Fani, que por el momento tendrá que esperar para saber qué le depara el destino y si la vida ha decidido brindarle con un nuevo retoño, como así sueña, o deba divertirse aún un poco más mientras lo consigue.