La socialité está pasando unos días en París y no deja de visitar lugares emblemáticos. Hoy le ha tocado el turno al Château de Boisgeloupa unos 60 kilómetros de París, una antigua residencia de Pablo Picasso que ahora alberga algunas de sus obras y un pequeño museo. Para este día de turismo, Cari Lapique ha estrenado un look muy elegante y divertido con el que parece mucho más joven, a pesar de haber cumplido ya los 70 años.

La madre de Carla Goyanes ha estrenado un conjunto muy trendy que no puede estar más a la moda. El estilismo estaba compuesto de una blazer de terciopelo con estampado geométrico de colores muy moderno. La prenda era un diseño de The Class Room y tiene un corte con efecto slim que hace que la cintura parezca más estrecha. Además, como tiene un largo casi hasta la mitad del muslo estiliza el busto y nos hace parecer un poquito más altas. El algodón elástico hace que la prenda se adapte muy bien a la forma de nuestro cuerpo. En el frente, tiene un cierre de un sólo botón y bolsillos frontales en el talle. Bajo la americana, Cari se puso un jersey de escote en uve en color rosa palo que combinaba muy bien con los motivos del estampado exterior.

Blazer de terciopelo y pantalones tailoring, la mejor decisión de Cari Lapique

Para la parte inferior fue mucho más clásica y optó por unos pantalones de corte tailoring rectos, bien planchados a raya y con dobladillo en el bajo. Estos pantalones son un imprescindible para ir de viaje, porque encajan igual en un evento elegante o en un look más urbano.

Para sus pies, optó por unas botas cowboy con bordados blancos que son una de las tendencias más marcadas de esta temporada otoñal; y son muy cómodas si tienen un tacón bajo. Para darle un toque chic al outfit, la socialité se puso unas gafas de sol en color rosa maquillaje de Carolina Herrera con un precio de 161,85 euros.