Las botas yeti, o de pelo, han vuelto al ‘street style’ dispuestas a calentar nuestros pies en los días más fríos de invierno. Sara Carbonero, Susana Bicho o Violeta Mangriñán, han caído rendidas a la tendencia


No son las botas más bonitas del mundo, pero hacen muy bien su función. Son gustosas y muy útiles para los días que los termómetros marcan bajo cero. Las botas de pelo, popularmente conocidas como botas yeti en referencia al hombre de las nieves del Himalaya, están muy de moda. Aunque su diseño no es muy sofisticado, ya han asaltado el armario de ‘it girls’ como Sara Carbonero o la influencer Susana Bicho. La periodista fue pionera en lucirlas con unos pantalones pitillos y jersey oversize en color verde. Días después fue Susana quien incorporó a su outfit las botas del pelo más calentitas del invierno. 

Una de sus grandes ventajas es la versatilidad. No solo son ponibles para andar relajadamente por la calle o para ir hacer las compras del día (son ideales para hacer ‘mandados’ porque soy tremendamente cómodas), sino que también son el calzado estrella para ir a la nieve. 

Las botas yeti fueron tendencia en el año 2000 

Redes Sociales

Fueron el calzado más aclamado en los años 2000 y después se dejaron en el olvido, hasta hoy. El calzado UGG ha vuelto para quedarse. Presentan una amplia variedad de diseños y lleves lo que lleves, se convertirán en la parte más llamativa de tu outfit. Aunque, eso sí, lo más habitual es verlas en tonalidades neutras, como el color negro, blanco, beige o marrón. Y como en la variedad está el gusto, echa un vistazo a nuestra galería y elige las que mejor encajen contigo. 

Las de Violeta Mangriñan, con estampado de cebra de Mou; valoradas en 300 euros, son una de las más exclusivas y llamativas que hemos encontrado. Se trata de un modelo muy especial y con una gran variedad de colores y acabados con estampados de animales y las características costuras de lana. Fabricadas a mano con cuero de forma artesanal y forradas con piel de oveja, este modelo cuenta con un soporte de refuerzo para el talón y suela exterior de EVA, haciendo que sean increíblemente cómodas y resistentes. Con estas características, ¿quién no caería rendida a ellas?