Verónica Forqué se encontraba grabando una serie para HBO Max, prestando su voz para una producción animada. Ahora los productores no saben qué hacer con su personaje, pues no habían terminado de doblar la primera temporada


La muerte de Verónica Forqué ha dejado a todos en un estado de letargo sin saber muy bien qué pasos dar. La decisión de la actriz de 66 años de quitarse la vida en su domicilio de Madrid poco después de estar con su hija ha sido un revés muy duro para su hija, sus amigos y compañeros de profesión. Las muestras de dolor se han sucedido a lo largo de toda la jornada de este lunes para mostrar la conmoción que la trágica noticia ha ocasionado en todos, así como para dar ánimos y fuerzas a la familia para afrontar tan delicada situación. Sin embargo, una vez pasado el susto inicial y de llorar su pérdida, toca el decisivo momento de valorar cómo será la vida ahora sin Verónica Forqué. Y es aquí cuando surge una problemática, especialmente para el equipo de producción de ‘Pobre diablo’, serie de animación para adultos producida en España para HBO Max y en la que participaba la actriz prestando su voz a uno de los personajes. ¿Qué va a pasar ahora con su personaje?

Se trataba de la primera serie de animación para adultos producida en España para dicha plataforma de streaming y Verónica Forqué participaba prestando su voz a uno de los protagonistas animados. El problema llega cuando se conoce que no terminó el trabajo de doblaje de su personaje para su primera temporada y se plantea también el problema de qué sucederá con la voz del protagonista en caso de que se confirme una segunda temporada de la ficción. Ahora se plantea la duda de si seguir adelante con su trabajo respetando la voz original de Verónica Forqué o, por el contrario, encontrar una sustituta que pueda sacar adelante la supervivencia de esta ambiciosa producción. Una disyuntiva en la que se encuentran atrapados los responsables de la serie.

Pobre Diablo HBO Max
Foto: HBO Max

Verónica Forqué ya había doblado gran parte de las frases de Rose, en ‘Pobre diablo’, aunque no se había podido terminar de grabar todos los capítulos. Y es aquí donde llega el problema y es que no se sabe si comenzar el doblaje de nuevo con una voz sustituta o si respetar su voz hasta el punto en que lo dejó y después ya contar con una voz similar que afronte el proyecto y ayude a que llegue a buen término. Un problema que ya se debate en la sede de la productora Buendía Estudios que encabeza este proyecto.

Verónica Forqué había aceptado el reto de prestar su voz al personaje de Rose en ‘Pobre Diablo’, donde compartiría escena con otros rostros conocidos con portentosas y características voces. Así, junto a ella estarían otros profesionales como Joaquín Reyes, Ernesto Sevilla, Ignatius Farray, siendo los dos primeros los creadores del ambicioso proyecto. Ahora todos sopesan todas las posibilidades tras conocer que Verónica Forqué ha sido encontrada sin vida en su domicilio de Madrid al quitarse la vida tras una dura etapa marcada por una nueva depresión. Un jarro de agua fría para su familia, pero también para sus compañeros de trabajo, que tienen un excelente recuerdo de sus días de grabación, a pesar de sus divertidas excentricidades que, en definitiva, marcaban su forma de ser y la hacían más atractiva para el público.