María Teresa Campos recibirá muy pronto la vacuna, sin embargo, tiene ciertos temores antes de la primera dosis y así lo ha revelado la presentadora.


María Teresa Campos vive un momento de incertidumbre, al igual que muchos otros rostros conocidos. La presentadora de televisión en solo unos meses cumplirá 80 años y lo hace con nuevo trabajo en televisión, eso sí, con el miedo metido en el cuerpo por culpa del coronavirus. Con muchas ganas de que termine esta pandemia, la malagueña recibirá muy pronto su dosis contra el covid, siendo justo esa semana cuando podrá recibirla. Aunque con ciertos temores por los síntomas que producirá en ella, la comunicadora ha revelado que su centro de salud ya se ha puesto en contacto con ella para que comience su vacunación.

Gtres

La presentadora ha sido paciente y ha esperado a que le toque su turno, una espera que tanto para ella como para su entorno se ha hecho en ciertos momentos difícil. «Me han llamado para darme la vacuna el viernes. La verdad es que me asusta», dice la periodista a Jaleos. «Espero que no me afecte mucho. Me han dicho que tengo que hacerlo por mis hijas», añade. Así ha confirmado María Teresa Campos que afortunadamente está más cerca de estar protegida contra este virus al que tanto teme la sociedad, una excelente noticia para su familia.

Su hija Terelu fue preguntada y ha revelado que tuvo que insistir al centro de salud para saber cuándo llegaría la fecha en la que podrían respirar tranquilas ella y Carmen por su madre. «Me llama la atención porque ya están vacunando a personas muchísimo más jóvenes. De todas maneras, creo que ella se está haciendo la sueca (…) Yo creo que está preocupada para que no la llamen. Le da un miedo horroroso», ha asegurado la colaboradora de ‘Viva la vida’.

En las últimas semanas María Teresa volvía a ser protagonista por la felicidad que le producía que Rocío Carrasco rompiera su silencio. Ambas son muy amigas, por lo que ella asegura conocer a la perfección el dolor que ha sentido Rocíito a lo largo de estas dos décadas y hablar públicamente la ‘sanará’ en cierto sentido. Cabe señalar que, además de este momento personal, en lo profesional ha vivido incertidumbre.

Según pudo saber SEMANA, Mediaset había barajado varias opciones con su programa ‘La Campos móvil’, una apuesta televisiva a la que, de momento, solo le han dado una oportunidad. Como primera invitada tuvo a la política Isabel Díaz Ayuso, sin embargo, su estreno fue muy discreto, lo que llevó a que desapareciera de la parrilla. Los directivos lo guardaron en un cajón hasta que crean que es el momento perfecto para emitirlo de nuevo o bien para darle un giro y es que desde hace algún tiempo están centrados en ‘Rocío. Contar la verdad para seguir viva’. Ella, por su parte, aseguró a este medio que lo único que faltaba era un permiso de circulación, versiones contrapuestas.