Si el 2020 fue el verano en el que la pareja presumió de amor por Cabo de Gata, este año, Enrique Ponce y Ana Soria, están más alejados del foco


El pasado año fue el verano en el que Enrique Ponce y Ana Soria derrocharon y pasearon su amor por todo el Cabo de Gata. Almería fue testigo de la bonita historia de amor que se estaba «cociendo» entre el torero y la estudiante de Derecho que con el paso de los meses se ha ido consolidando. Actualmente viven juntos, pero mucho más alejados del foco mediático, intentando conseguir así mantenerse al margen de todo lo que se cuente sobre ellos. Sobre todo teniendo en cuenta que durante las últimas semanas han salido a la luz informaciones delicadas sobre la pareja, que no les ha hecho ni pizca de gracia.

Enrique Ponce y Ana Soria, más herméticos que nunca

Si el verano del 2020 los vimos disfrutar de su amor, este año no podemos ser testigos de lo mismo. El pasado año pudimos ver sus continuos paseos a orillas del mar, sus largas jornadas en alta mar con la familia de Ana Soria, sus salidas gastronómicas a los restaurantes más lujosos de la zona, sus muestras de cariño en público o incluso pudimos ser testigos de como el torero encajaba a la perfección con el grupo de amigos de la almeriense. Eso es lo que pudimos ver el pasado año, pero este 2021 ni rastro de cómo están pasándolo.

Y es que además hay que recordar que hace 365 días ambos tenían activos sus perfiles de Instagram, lo que nos permitió todavía más ser testigos de cómo su verano como pareja. Este año, tanto Enrique Ponce como Ana Soria decidieron eliminar sus cuentas en las redes sociales, ocultándose así aún más si cabe su historia de amor.

© Gtres.

Un punto de inflexión para la pareja que celebra su primer aniversario juntos

Está claro que este está siendo un verano muy diferente para la pareja. Por el momento, Enrique Ponce ya está oficialmente divorciado de Paloma Cuevas. Hace unas semanas que el que fuera uno de los matrimonios más consolidados de nuestro país firmaron los papeles del divorcio poniendo así punto y final a su historia de amor. Además, a esto se le sumaron los rumores de embarazo para la pareja formada por el torero y Ana Soria. Además, esta época estival se ha convertido en mucho más «hermética» que la del pasado año.

Lo que si hemos podido conocer en las últimas semanas es que la pareja se ha mudado. Otro nuevo gran cambio que hemos podido conocer. Ana Soria y Enrique Ponce han dejado atrás el espectacular ático que alquilaron el pasado año en una de las zonas más nuevas de Almería. En esta ocasión han apostado por un piso de 140 metros cuadrados que se distribuye en tres dormitorios, tres baños, un salón comedor, una terraza y una plaza de garaje. Todo ello por casi el doble de lo que pagaban antes, pues de 800 euros han pasado a 1500 mensuales.