Sofía Palazuelo y su marido, Fernando Fitz-James Stuart, han dado la bienvenida a su primera hija, y este martes llegaban al hospital para ingresar.


Sofía Palazuelo y su marido, Fernando Fitz-James Stuart, están de enhorabuena. El matrimonio ha dado la bienvenida a su primera hija, tal y como avanzaba SEMANA en primicia a lo largo de la mañana de este miércoles. Una niña a la que han llamado Rosario y que ha pesado 3,340 kilogramos. Tanto la madre como la recién nacida se encuentran en perfecto estado.

Pues bien, unas horas antes de que dieran la bienvenida a su bebé, la pareja llegaba al hospital en su propio coche para que Sofía Palazuelo ingresara para dar a luz a su hija Rosario. Llegaron juntos y aparcaron en el garaje del hospital, donde se dejaron ver en compañía de su mascota.

Sofía y Fernando aparcaron el coche en el garaje del hospital. Se dirigieron a la puerta de acceso al centro hospitalario para dar la bienvenida a su hija unas horas después. Sofía, equipada con sus características gafas de sol, lucía un vestido ‘oversize’, que ha combinado con sandalias planas.

La pareja ha llegado al hospital en compañía de su perrito

A su llegada al hospital, su marido ha estado muy pendiente de ella en todo momento. Sofía llevaba al perrito de ambos en brazos y Fernando no paraba de mirarla para ver si necesitaba ayuda. Y es que Palazuelo ya estaba de un avanzado estado de gestación, por lo que le era más complicado moverse.

Las primeras palabras de Fernando

Fernando no podía esconder su felicidad con la prensa, que le daba la enhorabuena por la gran noticia. El marido de Sofía Palazuelo ha querido agradecer las muestras de cariño y ha explicado cómo se encuentran madre e hija: «Muchas gracias, están muy bien las dos. Ha salido todo muy bien», decía antes de entrar en casa para descansar tras conocer a su bebé.

Un verano perfecto antes de dar a luz

Desde que SEMANA publicara en abril la noticia del embarazo, la lupa ha estado puesta en el matrimonio, que se han dejado ver en alguna ocasión durante sus vacaciones de verano. Han disfrutado de unos días de vacaciones en Marbella, donde pudimos ver a Sofía, paseando su tripita de embaraza en la recta final de su embarazo. Ahora, y con el bebé en brazos, la pareja pone el broche de oro a su matrimonio después de darse el ‘sí, quiero’ en octubre del 2018.

El matrimonio ha querido elegir un nombre familiar y con historia

Muchas voces vaticinaban que Fernando Fitz-James Stuart y Sofía Palazuelo se decantarían por el nombre de Cayetana, que tiene una larga tradición familiar en los Alba y que, además, es por el que siempre se ha conocido a la abuela del duque de Huéscar, fallecida en 2014 y a quien el joven estaba muy unido. Pero este no ha sido el nombre que los padres decidieron para su primera bebé. Los Duques de Huéscar han decidido poner el nombre de Rosario a su primera hija en común. Un nombre que también guarda una tradición familiar ya que este es el primer nombre de la duquesa, que su nombre completo era el de María del Rosario Cayetana.