Penélope Cruz también está recluida en casa a la espera de que el coronavirus deje de ser una amenaza. Mientras, se conmueve durante la cuarentena con escenas como las que muestra en el vídeo que ha compartido con sus seguidores


Penélope Cruz no es ajena a todo lo que está sucediendo con el avance del coronavirus. La pandemia mundial que asola con especial daño España, también ha trastocado de lleno la rutina de la actriz española más internacional, que tuvo que cancelar las grabaciones de su próximo trabajo en el cine, ‘Competencia oficial’, que protagoniza junto a su inseparable Antonio Banderas y Óscar Martínez. Una película que ha quedado en stand by a la espera de que la crisis sanitaria por el coronavirus pase de largo sin causar mayores consecuencias. Y, mientras esto sucede, como el resto de los españoles, Penélope Cruz aguarda en su casa acompañada de su marido, Javier Bardem, y sus dos hijos, Leo y Luna.

Y, como decimos, Penélope Cruz no es ajena a la dureza de estos momentos, en los que el país está paralizado a la espera de ganarle la batalla al coronavirus. Mientras las autoridades sanitarias hacen su trabajo, el resto de ciudadanos se lo facilita manteniéndose en cuarentena en casa y respetando sus recomendaciones. Pero también está en nuestra mano ayudar a hacer más llevadero este confinamiento especial a nuestros vecinos, como así hicieron en una pequeña localidad italiana a través de un proyector de cine. Una iniciativa que ha conquistado a la propia Penélope Cruz, que no ha podido evitar compartirlo con sus seguidores.

La actriz ha compartido un vídeo en el que se muestra cómo una persona proyecta sobre la fachada del edificio vecino una película. Se trata de un clásico, una de las escenas más emblemáticas de ‘Cinema Paradiso’, ganadora de un Oscar a Mejor Película de habla no inglesa, y cuya proyección alegró por unos instantes a sus convecinos y compañeros de cuarentena. Mientras se proyecta esta mítica escena en la que los protagonistas aparecen bailando, una pareja de vecinos hacen lo propio, bailando al son de la música. Una escena cargada de sentimiento, de amor y esperanza que ha conmovido a la mismísima Penélope Cruz, que quiso que el resto del mundo vea la tierna estampa y, de paso, “mandando mucho amor” en estos días en los que tanto necesitamos mensajes positivos. Vea el vídeo: