"Estoy harta de escuchar todas las tonterías que hacen en su vida personal. Es agotador", es solo una de las críticas de los seguidores de la pareja.


Will Smith y su mujer, Jada Pinkett, se han convertido en los grandes protagonistas de la crónica social en Estados Unidos en las últimas semanas gracias a los grandes titulares que dejan en sus entrevistas acerca de la relación que mantienen y los encuentros sexuales que ambos han mantenido fuera del matrimonio. A pesar de que se muestran naturales y sin ningún tipo de filtros, lo cierto es que la actitud que mantienen no está siendo bien recibida entre sus fans, quienes han empezado a recoger firmas para que los actores dejen de dar entrevistas.

GTRES

Ha salido a la luz una curiosa petición en Change.org en la que varios seguidores de Will Smith y Jada Smith piden a los medios de comunicación que paren de hacerles entrevistas al matrimonio. Con casi 20.000 firmas, la petición no para de crecer y los seguidores de la pareja no duda en compartir de forma pública las razones por las que el matrimonio debe de parar de exponer su vida privada en los medios de comunicación.

«No todo debe ser de conocimiento público», «Estoy harta de escuchar todas las tonterías que hacen en su vida personal. Es agotador. He silenciado sus nombres en todas partes, estoy harta de sus rareza, haced que esto pare», «He aprendido más sobre esta familia en los últimos tres meses que en los últimos 10 años», «La búsqueda de atención es una enfermedad mental y necesitan ayuda», «Firmo porque necesitan desaparecer de los escenarios. Tienen demasiada negatividad y dramatismo», «Necesito un descanso», «Solo necesito saber de ellos que son grandes actores. Que mantengan sus trapos sucios dentro de casa», «Ninguna persona debería tener que oír o ver a esta familia en pública o ser entrevistada. Los puntos de vista que expresan no son saludables ni para los adultos ni para nuestros hijos«, son solo algunas de las razones que están dando los seguidores de los actores para pedirle a los medios de comunicación que dejen de darles voz.

Esta petición tan solo llega unos días después de que Will Smith sorprendiera a todos durante una entrevista al hablar de sus traumas sexuales, recogidos también en su libro de memorias. «En los meses siguiente a mi ruptura me convertí en una especie de hiena. Mantuve relaciones con muchas mujeres, lo que me hacía sentir muy culpable. Acabé desarrollando una reacción psicosomática al orgasmo, me daba arcadas y ganas de vomitar», admitía. El que fuera protagonista de ‘El Príncipe de Bel-Air’ insiste en que esas experiencias le marcaron para siempre y llegó a recurrir al sexo tántrico para conseguir limpiar su mente. «Para permitirme saber que está bien ser cómo soy y ser quién soy. En mi mente, por mi educación cristiana, incluso mis pensamientos eran pecados», se sincera.

El momento en el que contempló matar a su padre

El actor de Hollywood también ha confesado en sus memorias que llegó a platearse matar a su padre, Willard Carrol Smith, después de verle golpear a su madre, Caroline Bright. «La vi desplomarse y escupir sangre. Ese momento, probablemente más que cualquier otro momento de mi vida, ha definido quién soy»», escribe en su libro y recalca que llegó a pensar en quitarse la vida. Tras este episodio, su madre se hartó de los abusos y se marchó dejando al actor y a sus hermanos atrás después de trabajar.

Esto provocó un vacío enorme en él y le marcó para el resto de su vida. Por ello, llegó a contemplar la posibilidad de acabar con la vida de su padre arrojándole escaleras abajo, aunque decidió no materializar la idea. Años después, su progenitor fue diagnosticado de cáncer y Will Smith se vio obligado a cuidarlo.