Ana Soria ha tomado una decisión respecto a su carrera y en la revista SEMANA te desvelamos en exclusiva de qué se trata.


Este miércoles SEMANA revelaba en exclusiva el hogar secreto de Ana Soria y Enrique Ponce en Almería. La pareja se ha decantado por un precioso ático situado en una de las zonas más modernas de la ciudad y, además, cuenta con vistas al mar. El diestro y la estudiante de Derecho han dado un paso más en su sólida relación, sin embargo, no ha sido el único. Tal y como ha podido saber esta revista, la almeriense ha tomado otra decisión respecto a su futuro. La joven tiene claro que su deseo es el de continuar con sus estudios de Derecho, prueba de ello, que haya trasladado el expediente de su carrera universitaria de Granada a Almería. Será en su tierra donde comenzará el nuevo curso del grado y es que Ana tiene claro que terminará su carrera, siguiendo así la estela de su padre.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

🤎

Una publicación compartida de Ana (@anasoria.7) el

A pesar del revuelo mediático y de acaparar todas las miradas, Ana Soria quiere continuar con, al menos parte, de su vida anterior. Por ello, no ha dejado de lado sus estudios, aunque sí hay planes que han cambiado para ella. Soria tenía en mente continuar con su carrera fuera de España y viajar hasta Polonia para irse de Erasmus durante este año, pero prefiere quedarse junto a Ponce en nuestro país. Más aún si se tiene en cuenta que así podrá cumplir la promesa que le hizo a sus progenitores de terminar Derecho y que ella y Ponce acaban de alquilar una casa de más de 100 metros que están redecorando.

Fue hace tan solo unos días cuando la pareja publicó en sus redes sociales una imagen en la que se les podía ver en una tienda de decoración mientras elegían lámparas y otros enseres para su nueva residencia. El torero y Ana Soria están en uno de sus mejores momentos y más enamorados que nunca, hecho que no solo muestran públicamente sino también cuando están con su entorno. Una relación sentimental que continuará, además, cerca de los familiares de Ana. La almeriense gracias a la casa en la que vivirán Ponce y ella podrá estar mucho más cerca tanto de amigas como de sus familiares más cercano, una situación que, a buen seguro, le dará tranquilidad a la joven de 22 años.

Redes sociales

No obstante, esto no la atará y podrá, además, de seguir con su rutina, acompañar a Enrique Ponce a muchos de los actos y viajes que el empresario tenga a lo largo y ancho del país y fuera del mismo. Y es que son muchos los negocios y proyectos en los que Ponce está inmerso, sin tener en cuenta su profesión como torero.