Horas después de confirmarse su ruptura con Fernando Ligués, la ‘instagrammer’ y su expareja se han dejado ver en Madrid en compañía de unos amigos.


Hace apenas unas horas se confirmaba la noticia de la ruptura de Amelia Bono y Fernando Ligués. Ha sido en la mañana de este lunes cuando la hija del exministro de Defensa, José Bono, aseguraba que su relación con el empresario ha llegado a su fin, tal y como ha confesado a ‘Vanitatis’. Llegada la tarde, la ‘influencer’ se ha dejado ver en público mostrando la mejor de sus sonrisas en las redes sociales. Y en la calle, donde ha sido fotografiada junto a su exmarido y padre de sus cuatro hijos, Manuel Martos. 

Vídeo: Europa Press
GTRES

Llama especialmente la atención que el mismo día que Amelia Bono ha hecho oficial que ha puesto punto y final a su affaire con su pareja haya sido fotografiada con su ex. La ‘instagrammer’ y el hijo del cantante Raphael han sido inmortalizados en Madrid durante un paseo con unos amigos. En algunos trayectos de su vuelta por la capital, ella iba unos pasos por detrás de él. Juntos, pero no revueltos. Eso sí, el semblante de los dos parecía relajado y tranquilo.

Lo cierto es que desde que anunciaron su separación, el pasado verano, la expareja dejó clara su intención de seguir siendo una familia. «Nuestro amor y nuestro cariño seguirá siendo igual de importante, igual de bonito, igual de grande, pero diferente. Y seguiremos viviendo nuestra felicidad con nuestros hijos y familias de la misma manera que hasta ahora», manifestaban en un comunicado conjunto. Atrás dejaban 13 años de vida en común y cuatro hijos -José, Manuel, Gonzalo y Jaime- que son el motor de sus vidas.

Instagram

Amelia y Manuel contrajeron matrimonio el 27 de junio de 2008, en una preciosa ceremonia religiosa celebrada en la iglesia del Hospital Tavera de Toledo. Al enlace acudieron más de 600 invitados. Muchos de ellos, rostros famosos del mundo empresarial, musical, de la moda y de la aristocracia. Aunque ya no están juntos, a la vista de las imágenes está que siguen compartiendo momentos en mutua compañía. Como las citas con los amigos comunes.

La actitud de Amelia parece echar por tierra la posibilidad de que se sienta abatida por su ruptura con Ligués. En sus recientes imágenes junto al árbol de Navidad del domicilio en el que vive con sus hijos se muestra risueña y animada. Así ha posado en su cuenta de Instagram. La vida continúa. Qué mejor que hacerlo con una sonrisa dibujada en el rostro.

Poco antes había subido a las redes las instantáneas de una «asado argentino» con unos amigos. ¿Juega al despiste o es que ya ha pasado página a su fugaz relación con Fernando Ligués? Seguro que en breve se explicará sobre lo que ha sucedido entre ellos para que hayan decidido tomar caminos distintos. Hasta el momento, solo se sabe que ya no están juntos. Y eso que parecían la pareja ideal.

Las fotos de sus paseos en Sotogrande, sus paseos en las afueras de Madrid o el hecho de que no se ocultasen del objetivo de las cámaras hacía pensar que todo iba sobre ruedas. Pero, de manera inesperada, se han separado. Por suerte, Amelia cuenta con el apoyo incondicional del padre de sus pequeños, con quien se ha dejado ver en actitud cordial.

GTRES

El idilio de Amelia Bono y Fernando Ligues se dio a conocer el pasado mes de octubre. Él, un hombre de perfil bajo, es un empresario de 47 año socio de conocidas compañías, como Improven, Altair Partners y Vaciero Corporate. Además, es consejero y administrador de varias consultoras de España. En el año 1999 se licenció en Ciencias Empresariales en la Universidad Complutense de Madrid. Más tarde ampliaría su formación académica con una Maestría en Dirección de Empresas en el Instituto de Empresa de Madrid.