La espectacular reaparición de la esquiva Charlène de Mónaco

La esposa del príncipe Alberto abandonó su "retiro" para presidir el Gran Premio de Fórmula 1 de Mónaco, una cita en la que deslumbró por partida doble.

El Gran Premio de Fórmula 1 de Mónaco congregó el pasado fin de semana a los mejores del mundo del motor. Es una cita de larga tradición que pone en el centro del mundo deportivo al Principado. Pero no solo se trata de coches y pilotos. Y es que los eventos que se celebran a su alrededor, ahora presididos por Alberto y Charlène, continúan manteniendo el glamour acostumbrado desde los tiempos de Rainiero y Grace.

11Anfitriones del rey Carlos Gustavo de Suecia y su hijo

El fin de semana culminó el domingo por la noche con una gran gala presidida por Alberto y Charlène. A la misma acudieron como invitados de honor el rey Carlos Gustavo de Suecia y su hijo, el Carlos Felipe, que disfrutaron de unas intensas jornadas alrededor de la Fórmula 1. No hay que olvidar que el príncipe es más que un aficionado al moto y que incluso compite en algunas carreras de coches.

10Charlène, deslumbrante de rojo

Para la gala, la Princesa eligió un impactante vestido rojo, con el que, sin duda, volvía a recuperar el trono de las más glamourosas. Hacía dos semanas que no acudía a ningún acto público, algo que viene siendo habitual en los últimos años. Estas ausencias intermitentes siempre han dado pie a rumores sobre supuestas crisis matrimoniales, pero el caso es que al final siempre acaba «volviendo al redil» y del brazo de su marido.

9De cuello halter

El cuello halter hacía resaltar sus poderosos hombros, pero además nos recordaba la silueta de otra royal que lo ha hecho muy popular: la mismísima Meghan Markle, quien se puso un vestido muy similar de Stella McCartney, pero en blanco, para las celebraciones de su boda.

8Radiante

7La Princesa luce el pelo algo más largo

6Un matrimonio de ocho años

El próximo 1 de julio Alberto y Charlène celebrarán su octavo aniversario de boda. En este tiempo han sido padres de dos hijos, los mellizos Jacques y Gabriella, quienes también tuvieron su parte de protagonismo en el Gran Premio de Fórmula 1 dejándose ver por el circuito de la mano de sus padres.

5También en el circuito

En su versión de mañana, precisamente durante su aparición para la carrera, Charlène ya había sorprendido con un original modelo de pantalón y top largo asimétrico diseño de Akris, una de sus firmas preferidas.

4Embajadores de una iniciativa vial

3Presidiendo el Gran Premio de Fórmula 1

2Felicitaciones a Lewis Hamilton, el ganador de la carrera

1Charlène y sus gafas de espejo

Charlène, de 41 años, también llamó la atención con estas gafas de espejo, solo un detalle más de su gusto por la moda, que la lleva a innovar con elementos siempre originales. Ya esperamos su próxima aparición… y que no se haga tanto de rogar.