La reina Sofía no podrá acudir a la confirmación de su nieta debido a la pandemia. Sin embargo, sí acudirá a otra cita ese día.


La Reina Sofía no es la única abuela de España a la que la pandemia le impedirá asistir a un importante evento familiar. El próximo viernes 28 de mayo será un día muy especial para la Princesa Leonor. La hija mayor de los Reyes Felipe VI y Letizia recibirá el sacramento de la confirmación en la parroquia de la Asunción de Nuestra Señora, en el municipio madrileño de Aravaca. Debido a la crisis sanitaria, a la ceremonia solo podrán asistir los familiares más directos; en su caso, sus padres y su hermana, la infanta Sofía. 

«Por razones de carácter sanitario, en riguroso cumplimiento con todas las normas de distancia y protección personal, es imprescindible la limitación de personas en el interior del recinto, aún en sus zonas fuera del templo», reza el comunicado enviado desde la Casa de Su Majestad del Rey para informar sobre este «acontecimiento de índole familiar» que «no forma parte de la agenda pública de la Familia Real». Una cita en la que lamentablemente, quedarán fuera del escenario los abuelos de la Princesa de Asturias, entre otros miembros del clan Borbón.

Ni la reina Sofía, ni Jesús Ortiz, ni Paloma Rocasolano podrán acompañar a su nieta en esta jornada que supone el compromiso definitivo de la Heredera al Trono con la fe católica, así como con todos sus preceptos. La emérita, que se encuentra en Madrid, sí podrá dejarse ver en otro acto. Aunque sus planes familiares se han visto truncados, seguirá adelante con sus compromisos de agenda. De este modo, podremos verla este viernes en el Teatro Monumental de Madrid, donde se celebrará, a las 19:30 horas, el concierto de estreno de la obra ganadora del XXXVII Premio Reina Sofía de Composición Musical, ‘Trencadís’, del compositor valenciano Carlos Fontcuberta. Un premio convocado cada año por la Fundació de Música Ferrer Salat (con una dotación de 35.000 euros) al que la madre del Rey, siempre fiel a sus compromisos con el ámbito de la cultura, no faltará.

GTRES

Y es que a sus 82 años, la Reina emérita sigue muy activa. Recientemente hemos podido verla visitando las distintas sedes de Banco de Alimentos en nuestro país: desde Sevilla a La Coruña o Valencia, su parada más reciente. El pasado 9 de abril se trasladaba al ambulatorio Fuencarral-El Pardo, cercano al palacio de la Zarzuela, para recibir la segunda dosis de la vacuna contra el coronavirus. Así daba por finalizado su plan de vacunación. Y, poco después, retomaba los actos presenciales, que en semanas anteriores había limitado.

Muy distinto era el panorama cuando a la Princesa Leonor hizo la Primera Comunión. En aquella ocasión (el 20 de mayo de 2015), no solo estuvo acompañada de sus padres y de su hermana. También estuvieron sus cuatro abuelos y su bisabuela Menchu Álvarez del Valle.