Sandra Gago ha contado con la ayuda de la maquilladora Inés Castaños para enseñarnos cómo hacer el maquillaje más natural y luminoso para estos días


Aunque las fiestas navideñas nos permiten jugar con la fantasía y apostar por looks beauty de lo más novedosos, lo cierto es que hay quien prefiere decantarse siempre por cosas más discretas. Para esos que apuestan por la sencillez, Sandra Gago ha dado un tutorial de cómo crear un maquillaje natural para deslumbrar estas fiestas.

Sandra Gago se ha puesto en manos de una experta para el maquillaje perfecto

Lo ha hecho de la mano de una de las maquilladoras más reconocidas del panorama nacional, Inés Castaños, que ha ido explicando cada uno de los pasos que daba sobre el rostro de Sandra Gago. Ella ha confeccionado un look ganador a todas luces, ya sea para un estilismo festivo o para el día a día, porque es tan favorecedor como discreto.

Para comenzar con el maquillaje, insisten en que es importante tener la piel limpia y bien preparada. Para ello es importante desmaquillarla bien a fondo antes de irnos a dormir y utilizar aguas micelares o leches limpiadoras para dejarla sin rastro de suciedad.

Piel preparada para maquillar

Lo primero que hace Inés es hidratar la zona del contorno de los ojos y preparar la piel con media ampolla flash. Ella utiliza para ellos dos productos de la firma Isdin, en concreto, el contorno de ojos K Ox Eyer (a la venta por 32,57 €) y las ampollas Instant flash (que están a la venta por unos 4,99 €).

Tras eso, aplica la base de maquillaje. Lo hace desde el centro de la cara hacia el exterior, con un tono que sea lo más parecido posible al de la piel para que quede un resultado natural y alejarse del efecto máscara. Y a continuación, con el corrector ilumina la zona de las ojeras y corrige las pequeñas marcas que pueda haber en el rostro.

Los ojos, el centro del look beauty

El siguiente paso es maquillar los ojos. Lo hace con una sombra en tonos tierra, que aplica sobre el párpado móvil, en la zona cercana a las pestañas y la cuenca del ojo para darle profundidad. Lo difumina hacia el interior del ojo para que quede natural y a continuación aplica la máscara de pestañas. Lo hace desde la raíz hacia las puntas, para que la intensidad quede en la base.

No utiliza lápiz de pestañas pero sí iluminador para jugar con los volúmenes del rostro. Por eso lo coloca de manera estratégica en las zonas altas: en el pómulo, la nariz y, como truco, lo aplica también en el pico del labio para darle un poco más de volumen.

Luces, sombras y un poco de color

También pone un poco de colorete zona central del pómulo y lo difumina de forma ascendente para que quede natural. Hace lo mismo con los polvos de sol, que aplica de forma suave en el pómulo y en los lados de las sienes.

Para finalizar, da color a los labios utilizando simplemente un lápiz de un tono rosa mu natural. Castaños utiliza solo el lápiz y difumina con el dedo para dar un efecto mordido que queda tan natural como favorecedor.