Lleva décadas siendo la reina del «corazón» en España. Su vida sentimental, su familia, sus estilismos, su envidiable físico… todo lo que rodea a la celebrity es noticia. Hoy celebra su 71 cumpleaños, una edad a en la que luce un aspecto espectacular. Según ha confesado en muchas ocasiones, la genética y la constancia son el secreto de su éxito: una alimentación saludable, el ejercicio adecuado y las rutinas de belleza forman parte del día a día de Isabel Preysler.

La genética y sus rutinas de belleza, la clave de Isabel Preysler para su espectacular físico

Isabel nunca ha ocultado que aunque coma mucho, no engorda. La celebrity tiene un metabolismo que le permite comer y que, además, reacciona de manera envidiable frente al paso del tiempo. Aunque los años empiezan a hacer mella en su rostro en forma de arrugas, los cuidados faciales a lo que se lleva sometiendo desde joven las suavizan de tal manera que su piel nada tiene que ver con la de otras mujeres de su edad.

En múltiples ocasiones Isabel Preysler ha comentado que empezó a usar cremas desde muy joven y que siempre ha sido muy constante con sus productos de cosmética. La celebrity posee una firma, My Cream, para acercar su cuidado de la piel a cualquiera que esté interesada en mantener a raya los signos de la edad.

Las cremas que utiliza

En lo primero que insiste es en llevar a cabo la limpieza e hidratación de la piel dos veces al día. Tras una correcta limpieza facial, Isabel se aplica el sérum porque este producto prepara la el rostro para que la crema hidratante aumente su efectividad que, a continuación, aplica en el rostro, el cuello y el escote con movimientos suaves y circulares.

Su rutina continúa en el contorno de sus ojos y labios, ya que, al ser la piel más fina y frágil, hay que dedicarle un extra de cuidado. Así, tras el sérum, aplica una pequeña cantidad de contorno de ojos y labios también de la marca My Cream, con pequeños toques con la yema de los dedos.

Con la llegada del calor, Isabel extrema la protección de la piel a las radiaciones, por lo que incluye el uso de una crema con factor de protección 50 para la cara, cuello y escote. De esta forma evita los riesgos que conlleva el sol.

Isabel Preysler apuesta por una alimentación saludable y ejercicio específico para su edad

Aunque no hace una dieta específica, Isabel ha eliminado de su alimentación  los refrescos con gas, el azúcar y los alimentos procesados. En su casa nunca falta el arroz (el ingrediente principal de la cocina filipina) pero ella lo cocina en su versión integral. Su alimentación se basa en una dieta rica en frutas y verduras y en sus famosos zumos matutinos. Empieza el día tomando un zumo détox a base de brócoli, pimiento verde, col rizada, espinacas, manzana, calabacín y zumo de lima, una mezcla que le aporta la energía y vitaminas que necesita a diario y le deja la piel perfecta.

Además, ha ido adaptando el ejercicio que practica a sus circunstancias y a su edad. Entre sus deportes favoritos estaban el yoga, el golf o el paddle, pero una operación de cervicales ha reducido su actividad física a sesiones de gimnasia con un entrenador personal.