La colaboradora de Zapenado ha demostrado que en Instagram nada es lo que parece y que todo es cuestión de perspectiva enseñando su cuerpo al natural.


La redes sociales han supuesto un enorme cambio en nuestras vidas. Ahora nuestros álbumes de fotos están en Facebook y nuestro currículum en Linkedin; nos informamos a través de Twitter y hablamos con nuestros mejores amigos vía Whatsapp; mostramos nuestro día a día en Instagram, descubrimos qué se lleva a través de 21 Buttoms y nos enamoramos a través de apps como Tinder. Existen cientos de redes sociales y cada una de ellas tiene un cometido concreto. Sin embargo, todas tienen algo en común: en ellas solamente se muestra una faceta muy concreta de la realidad. Y eso es justamente lo que ha querido demostrar Cristina Pedroche a través de su cuenta de Instagram. La presentadora de televisión ha querido demostrar a sus casi tres millones de seguidores que no todo es lo que perece y que los influencers muestran solo una perspectiva muy concreta de lo que ellos son.

El vídeo de Cristina Pedroche: cuestión de perspectiva

La colaboradora de Zapeando ha querido quitarnos los complejos y que nos dejemos de comparaciones tontas. Lo ha hecho a través de un vídeo en bikini en el que nos mostraba cómo ella, como todas, es humana y que, dependiendo de la luz, el punto de vista y la pose que utilice, se ve más o menos favorecida. «Todo en la vida es cuestión de perspectiva; todo depende de cómo lo mires», dejaba claro la joven que no ha dudado en mostrar su estrías de cerca ni los michelines que le salen cuando se sienta.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Todo depende de cómo lo mires. ❤️❤️

Una publicación compartida de CristiPedroche🦋 (@cristipedroche) el

Otras influencers ya apostaron por mostrar todas sus realidades

Sin embargo, Cristina Pedroche no ha sido la primera (y esperemos que tampoco la última) que ha mostrado la realidad de Instagram a través de un post de lo más reivindicativo. De hecho, son muchas las influencers que antes que ella han dejado claro que en la red social no todo es lo que parece.

Paula Gonu

La youtuber más bailonga hace unos días publicaba una serie de imágenes en las que mostraba la realidad de muchas de sus fotografías. «A veces es la luz, otras el ángulo, la pierna puesta de determinada manera… Son tantas cosas las que cambian una foto», escribía la joven, dejando claro que el cuerpo perfecto no existe pero que absolutamente todos son igual de válidos. «No comparéis vuestro físico o vuestra vida con nada de lo que veáis u os cuenten, porque muy poca gente os contará sus defectos y problemas», añadía.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

A veces es la luz, otras el ángulo, la pierna puesta de determinada manera… Son tantas cosas las que cambian una foto!! Nos pensamos que todo lo que vemos en instagram es así: que la chica mona, cuya vida deseamos, es en la playa lo que es en sus posts… Y no, la verdad es que no. Y tampoco es cuestión de que todos mostremos nuestros defectos. Si alguien no tiene celulitis, no es menos natural. Si alguien tiene un abdomen increíble, no es menos natural. Pero todos, a nuestra manera, somos reales🦦 Me harto de decirlo pero: no comparéis vuestro físico o vuestra vida con NADA de lo que veáis u os cuenten, porque muy poca gente os contará sus defectos y problemas✨

Una publicación compartida de 🐭PAULA GONU (@paulagonu) el

Martita de Graná

La humorista granadina también ha sido otras de las influencers que ha querido concienciar sobre lo nocivas que pueden ser las redes sociales si solamente vemos una de sus caras. En una publicación que ya cuenta con más de 200 mil likes, la de Granada dejaba claro que «a veces las redes sociales sirven para hacer daño, para hacernos creer que todo el mundo es más feliz y más guapo que nosotros»; pero que al fin y al cabo estas no son más que un trampantojo, algo irreal que no debe obsersionarnos.