«En el fondo de mi corazón me da pena mi madre. Se está quedando sola. Puedo perdonar, pero no puedo olvidar», ha afirmado el DJ.


Cantora se ha convertido en un punto clave en la guerra entre Kiko Rivera e Isabel Pantoja. Después de muchas especulaciones sobre una supuesta venta por parte del DJ, él mismo ha querido desmentir la información. “Ojalá eso sucediese, que yo sepa todavía no hemos hablado con nadie ni nos hemos reunido para avanzar este tema».

El hijo de la tonadillera entraba en directo en ‘Sálvame’ donde hablaba largo y tendido. Sí que ha señalado que tanto su hermano Francisco como Cayetano Rivera le habían ofrecido posibles compradores por ambos lados. Recalcaban que no eran ellos, pero que por el momento no ha existido ningún tipo de reunión formal.

© Telecinco.

Sí que ha confesado que tiene varias opciones sobre la mesa. «Ahora tienen que ir a ver la finca. Tienen que enterarse de cómo está todo…». Aquellos que creen que detrás de estas personas estarían Francisco y Cayetano y sus intenciones de recuperar la finca de su padre, Kiko lo ha negado de forma rotunda: «En absoluto, a mí ellos nunca me han dicho eso».

No le importa quién sea el comprador: «A mí me da igual. Yo lo que quiero es deshacerme de eso. En ello estamos». Sabe que estos asuntos van «despacio» y que nadie «quiere comprar una finca en estas condiciones». También desea que no se especule sobre el tema y hacía alusión a una reciente información del periodista Kike Calleja sobre la venta. «Es mentira. Ojalá fuese verdad». 

Kiko Rivera
© Soledad González.

Cabe recordar que Kiko Rivera posee un 46,7% de la finca, lo que según él ha manifestado equivaldría aproximadamente a un millón y medio de euros según la última tasación. «Pero habría que hacer la tasación de cómo está actualmente». No lo ha confirmado, pero tiene entendido que su madre «no tendría derecho a tanteo».

Respecto a las posibles intenciones de la tonadillera de vender la propiedad a una persona extranjera ha sido rotundo: “Me da igual, como si se la quiere vender a Mickey Mouse. Que se la venda a quien quiera, pero que se la venda de verdad». Por el momento, no se ha producido ningún tipo de acercamiento entre las distintas partes. Kiko ha confesado que no ha habido conversación alguna ni con su progenitora ni con su tío.

«Me da pena mi madre»

«En el fondo de mi corazón me da pena mi madre. Se está quedando sola. Puedo perdonar, pero no puedo olvidar. Eso no significa que yo vaya a llamarla ni mucho menos. Yo voy a hacer mi vida. En mi vida, lamentablemente, mi madre no está ni va a estar. Es hora de mirar por uno mismo», ha asegurado.

Montaje SEMANA

Esta última polémica está salpicando a otros miembros de la familia como Anabel Pantoja. «Yo amo a mi prima, no le tengo nada que reprochar. Ella está actuando de la manera que cree que es correcto. Yo lo tengo que aceptar. Ella tiene que saber que no dice las cosas como son. En ese aspecto Irene tenía toda la razón del mundo», ha dicho Kiko sobre la postura que ha adoptado la ‘influencer’ en el tema de sus pasadas adicciones y cómo actuó entonces la cantante.