Pepe Navarro opina sobre la vista que tuvo hace unas semanas su hija Andrea por la demanda que interpuso Ivonne Reyes contra ella y su madre y un detective privado


La paternidad de Pepe Navarro sobre Alejandro, el hijo de Ivonne Reyes aún colea. Hace unas semanas que su hija mayor, Andrea, visitó los Juzgados al tener una citación derivada de la demanda que interpuso en su momento Ivonne Reyes contra ella y su madre Eva Zaldívar, además de a un detective privado, por vulnerar los derechos fundamentales de su hijo Alejandro.

Una situación nada agradable para ninguno de los miembros de la familia, incluido Alejandro, a quien un juez nombró legalmente hijo de Pepe Navarro hace ya siete años, después de que el periodista no se sometiera a las pruebas de ADN requeridas por el magistrado.

“Esta es una familia sana que sabe quién es y dónde está, y además es honrada”, comentó al respecto el periodista. “No tenemos nada que temer ni padecer”, explicó Pepe, admitiendo además que “eso no va a ningún sitio”. Y es que el comunicador siempre se ha mostrado tranquilo en todo este proceso que finalmente ha salpicado a sus hijos, concretamente a su hija Andrea, que contraatacó interponiendo una demanda porque quería “saber hasta dónde llega su familia” como comentó en su momento Eva Zaldívar, primera mujer de Pepe y quien también se ha visto envuelta en todo este proceso judicial.

Por el momento la familia al completo está a la espera de la nueva resolución del juez, mientras que a Pepe parece no importarle todo este asunto, a pesar del reconocimiento legal de Alejandro como hijo suyo, y de que el resto de sus hijos, en especial Andrea luche por conocer la filiación de Alejandro.