La ruptura de Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina sigue dando mucho de que hablar. Desde que se supiera que el ex duque de Palma mantenía una relación extramatrimonial con su compañera de trabajo, Ainhoa Armentia, ha puesto el foco sobre él y su familia. A pesar de que la vorágine familiar está afectando a todos los miembros de la familia, ha destacado uno sobre el resto: Pablo Urdangarin. El hijo de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin se ha ganado el cariño de todos los españoles y se ha convertido en un auténtico ejemplo de saber estar, de educación y de respeto. El joven, de tan solo 21 años, ha acaparado el centro de atención después de su primera aparición pública. Desde entonces, todos hablan de él.

Pablo Urdangarin fue el primero de la familia en romper su silencio

El hecho de ser el primer en pronunciarse tras las fotografías de su padre con Ainhoa Armentia, supuso un punto de inflexión en su vida. Programas de televisión, prensa escrita o incluso internautas a través de las redes sociales alagaron su forma de expresarse ante los medios en un momento tan complicado. La templanza y la buena educación que ha demostrado en cada una de sus apariciones públicas lo ha hecho convertirse en uno de los miembros de la Casa Real que más adeptos ha conseguido en los últimos días. Y es que cada vez que se encuentra con la prensa, no tiene ningún problema en responder de manera educada y madura ante el vendaval en el que se ha visto inmerso.

Pablo Urdangarin
Gtres

Estos son algunos de los motivos que han hecho que Pablo Urdangarin haya sido Trending Topics en más de una ocasión, que acapare titulares en prensa escrita o minutos en la pequeña pantalla. Sin quererlo y sin imaginarlo, el jugador de balonmano se ha convertido en el portavoz de la familia y sus palabras son analizadas con lupa. Aunque siempre se muestra sincero y respetuoso, es consciente de quienes son sus padres y hasta donde puede hablar o donde no. Ese saber estar es lo que ha hecho que se haya convertido en el hijo «estrella» de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin.

El joven es la imagen que muchos buscan de la Casa Real

Además, muchos apuntan que la imagen de Pablo Urdangarin es la que debería de dar la Casa Real, que ha vivido situaciones muy convulsas en los últimos años. Una imagen limpia que requiere de templanza, sobriedad y moderación, que es la que ha demostrado el joven de 21 años en cada una de sus apariciones públicas. Por si fuera poco, también ha demostrado ser cercano en su canal de Tiktok y a nadie le pasa inadvertido que es un joven guapo, que seguramente romperá corazones a sus miles de seguidoras.