Terelu Campos se ha pronunciado sobre la inexistente relación que mantienen Rocío Carrasco y Rocío Flores y da una clave para un posible acercamiento.


‘Supervivientes’ nos está dejando ver la imagen más desconocida de Rocío Flores. La joven se ha convertido en una intrépida concursante, pero además nos ha regalado importantes declaraciones referentes a su madre, Rocío Carrasco, con quien mantiene una inexistente relación desde hace siete años. En la última gala, tendió públicamente la mano a un posible acercamiento y, entre lágrimas, dijo que quería a sus dos progenitores a partes iguales. Terelu Campos se ha manifestado al respecto y tiene la clave para un posible acercamiento entre madre e hija

Sabiendo la estrecha relación que mantiene con Rocío Carrasco, sus declaraciones cuentan con especial relevancia, a pesar de que ella ha insistido que se trata de una apreciación personal. Comentaba su intervención en ‘Viva la vida’, afirmando que no deseaba pronunciarse sobre una niña: «Jamás lo hecho y no lo voy a hacer. Como espectadora tengo sentimientos encontrados», afirmaba al respecto.

«Esto lo tenéis que entender todos. No puedo alejarme de lo que es mi vida y con quién tengo relación. Me cuesta desdoblarme. Soy madre, soy una persona que por supuesto tengo sentimientos», explicaba la hija de María Teresa Campos. Asimismo, subrayaba que no le gustaba ver tales imágenes: «No lo paso bien». Y deseaba matizar que le ocurría esto por diversos aspectos: «Por quién es protagonista y por quién es la persona que forma parte de mi familia».

Terelu explicaba que en la última gala le había faltado un momento que, a su  modo de ver, podría haber supuesto un posible paso hacia adelante. «Me hubiera faltado en ese momento, ante una pregunta de Jorge Javier, otra respuesta», indicaba la colaboradora. Ese momento al que hacía referencia aludía a un posible perdón. Rocío Flores dijo que no pediría perdón ante la pregunta del conductor del programa.

«Hay que llegar a entonar el ‘mea culpa'»

«Pensé que la contestación iba a ser otra. Pensé que estaba expresando sentimientos. En el fondo es la única manera, en mi opinión, el principio de un acercamiento», ha dicho Terelu. Ha querido explicar su planteamiento: «Cuando dos personas tienen un conflicto, hay que llegar a entonar el ‘mea culpa’ por todas las partes. Nadie es perfecto en la vida y nadie actúa bien al cien por cien», ha señalado.

«El perdón en la vida está por algo», ha recalcado Terelu y ha explicado que esperaba otra respuesta: «A mí ese momento me enfrió». Rocío Flores se mostró totalmente conciliadora con su progenitora: «Quiero a mis padres por igual. A mi madre la quiero tanto como a mi padre».

Tendía la mano a un posible acercamiento: «No tanto por mí sino por el que viene detrás mía. Yo soy más mayor, pero mi hermano… Para mí lo primordial es mi hermano. Y él se está criando sin su madre». La concursante ha expresado que no tiene una «conversación pendiente» con su madre, sino «muchas. Quiero simplemente decir que no he venido aquí a aprovecharme de la imagen de nadie. No estoy aquí por fama».