‘GH Dúo’ se adelanta en la final de GH VIP, con la visita de Irene Rosales y Kiko Rivera

El próximo reality de Telecinco está a la vuelta de la esquina, e Irene Rosales fue la encargada de confirmar el nuevo concurso junto a su marido, Kiko Rivera.

La final de GH VIP 6 estuvo cargada de sorpresas. Koala, Suso y Miriam Saavedra fueron los últimos en pisar la casa de Guadalix, dejándola completamente sola después de tres largos meses de concurso. Sin embargo, hubo un cambio de última hora. La casa de GH VIP 6 se convirtió brevemente en la casa de ‘GH Dúo’, el próximo reality que prepara Telecinco en el que concursarán parejas famosas — algunas unidas y otras con asuntos pendientes—. Después de abandonar los concursantes Guadalix, las puertas se volvieron a abrir para recibir a Irene Rosales, primera confirmada para la próxima aventura de Mediaset.

Irene Rosales, primeras sensaciones

La primera en pisar la casa de ‘GH Dúo’ fue la mujer de Kiko Rivera, Irene Rosales, que se plantó en Guadalix para sentir lo que será su casa los próximos meses. No obstante, no fue para quedarse, ya que el concurso empezará en enero. «Lo que más miedo me da es un poco todo. Es una exposición 24 horas, nunca lo he hecho, no sé como me va a repercutir fuera. El separarme de mis hijas también, pero bueno, es una aventura bonita y la tengo que hacer», le dijo a Jorge Javier. Además, adelantó que ella es fácil para la convivencia: «Tengo buen carácter y no soy maniática. Si todos hacemos un poquito, creo que todos vamos a convivir bien».

Kiko Rivera, su acompañante

Kiko Rivera la esperó en el confesionario para poner cara a la primera pareja confirmada. Aunque queden unas semanas para que arranque el reality, Kiko sentía miedo: «Tengo un poquito de miedo. Siendo sincero, pueden pasar dos cosas: que me ayude mucho, o no. Vamos a intentar llevarlo lo mejor posible. Yo creo que me va a ayudar», dijo el hijo de Isabel Pantoja sobre su mujer. Veremos si las relaciones de la nueva apuesta de Telecinco une o separa a las parejas. En enero saldremos de dudas.