Kiko Matamoros ha confirmado que abandona ‘Sábado Deluxe’ por decisión propia tras muchos años como colaborador.


Kiko Matamoros cierra una etapa. A pesar de que se desconoce todavía si lo hará de manera definitiva, el colaborador ha tomado la decisión de dejar su puesto de trabajo. Si bien seguirá en otros espacios como ‘Viva la vida’ o ‘Sálvame’, en este programa de fin de semana dejará de formar parte del plantel de tertulianos. Él mismo lo confirmaba en sus redes sociales este viernes después de que un club de fans a favor de Rocío Carrasco se hiciera eco de su desaparición en ‘Sábado Deluxe’. Aunque esta cuenta aseguraba que era despedido por atacar a Rociito, nada más lejos de la realidad. Ha sido Kiko Matamoros quien tras mucho meditarlo ha comunicado a la cúpula que no quiere prestar ya más sus servicios. «El Deluxe lo he dejado yo por voluntad propia», dice Kiko en su perfil de Twitter.

Telecinco

De este modo, zanja cualquier rumor y deja claro que ni mucho menos la cadena ha decidido dejar contar con él. El colaborador quizás quiera tener más tiempo libre los fines de semana, ya que su intensa agenda le impide en muchas ocasiones estar con su pareja, Marta López. Kiko necesita descansar y este ritmo alto de trabajo se lo impide, por lo que si abandona ‘El Deluxe’ tendrá más opciones de hacerlo. Han sido muchos años como pieza clave en el programa, pero toca decir adiós a una etapa y comenzar otra nueva. Lo hace tranquilo, aunque es cierto que estos últimos días no han sido fáciles para él. Esta semana se rompía al recordar a su hija, Anita Matamoros, con quien no tiene ninguna relación y a la que, por supuesto, añora cada día. Su reconciliación no atisba fácil y él lo sabe, no obstante, eso no quita que le duela cuando le preguntan en directo por esta ruptura paternofilial.

Marta López, su pareja, se ha ido de viaje con su hermana para pasar unos días junto a ella, una ausencia que podría estar haciendo mella en Kiko. Ella es para él un remanso de paz y un hombro en el que apoyarse, pero al estar lejos es muy complicado que pueda arroparle como a la modelo le gustaría. Aunque la joven se ha llegado a ofrecer a Kiko a echarse a un lado para que él arregle las cosas con su hija, Kiko Matamoros tiene claro que ese no es el verdadero motivo de su distanciamiento. Esta semana se abría en canal y desvelaba qué cree él que ahora le separa de la influencer: «Mi pareja no tiene nada que ver con esto. Lo único que ha intentado es ayudar, conciliar, sacrificarse… No sé cuáles son los factores internos. Aquí hay un tema económico». Roto por el rumbo que ha tomado todo, Kiko Matamoros se lamenta de que el tiempo que pasen sin hablarse jamás volverá a ellos: «Me da más pena por ella que por mí. No es fácil atravesar la vida con determinadas ausencias. Y si son ausencias que podías haber evitado, peor. Yo echo muchísimo de menos a mi madre y para mí hubiera sido tremendo no haberla tenido. Y, se diga lo que se diga, el tiempo es irrecuperable».