Kiko Jiménez se sentará en el plató de 'Sálvame Deluxe' para someterse a las preguntas del polígrafo y despejar todas las dudas sobre su intensa vida.


Kiko Jiménez se sentará en el plató del ‘Sábado Deluxe’ el próximo sábado 26 de octubre. El novio de Sofía Suescun se enfrentará al ‘Polideluxe’ y contará toda su verdad ante las cámaras de Telecinco.

Rocío Flores estalla (una vez más) contra Kiko Jiménez

Responderá a las preguntas más personales

Así, el colaborador de ‘Mujeres y Hombres y Viceversa’ despejará algunas dudas en torno a su persona y sus relaciones sentimentales: con Gloria Camila y con Sofía Suescun. ¿Su relación con Estela Grande en ‘GH VIP 7’ era una simple amistad o sintió algo más? ¿Estuvo con Gloria Camila por interés? ¿Está realmente enamorado de Sofía Suescun? Éstas y otras preguntas le serán formuladas en la prueba del polígrafo.

Sin duda, la visita del jienense al ‘Deluxe’ supondrá enfrentarse a sí mismo. El joven podrá aclarar los puntos más calientes de su intensa trayectoria en el papel couché. Su polémica ruptura con la hija de Ortega Cano o su flirteo con la mujer de Diego Matamoros delante de millones de espectadores lo han puesto en el punto de mira. Muchos cuestionan si es un estratega o un manipulador. En cualquier caso, está en boca de todos, y con sus acciones ha logrado convertirse en uno de los personajes de mayor tirón mediático.

Podría ser repescado y entrar de nuevo en ‘GH VIP 7’

Kiko es uno de los candidatos a entrar de nuevo en la casa de Guadalix de la Sierra. El ‘reality’ volverá a admitir dentro de sus cuatro paredes a uno de los concursantes expulsados. Una idea que ha entusiasmado a Kiko Jiménez, quien ha asegurado que le encantaría tener la oportunidad de «seguir jugando». «En este preciso momento lo que más me importa es la repesca, poder volver a la casa», ha admitido.

Si volviera a cruzar el umbral de ‘GH VIP 7’, Kiko tiene claro cómo se comportaría: «Obviamente voy a tener la misma actitud pero cambiando ciertas cosas que sé que le han molestado. Voy a dejarme llevar«. Sus palabras no le han hecho ninguna gracia a Sofía, quien ha sido muy sincera al hablar de esta posibilidad: «Él sabrá si quiere entrar. Se ha puesto muy contento, parece que solo le importa eso».