Mi emoción al ver que el Cejas era el expulsado en la última gala se fue al garete cuando el domingo era uno de los posibles repescados, pero confío en vuestro criterio a la hora de elegir concursante, así que cuento con que Hugo será vuestro elegido.

Lo que más me motivaba de que Kiko volviera a la casa era seguir viendo como su acercamiento con Estela crecía libremente, pero eso no va a suceder porque él tiene miedo de fallarle nuevamente a su celosa y controladora novia Sofía. Lo que queremos es personajes que actúen dejándose llevar, de forma valiente y sincera, y Kiko ha decidido no hacerlo así, supongo que por eso le sacasteis de nuevo en la noche del martes.
Su llegada a plató fue un circo de tres pistas. Por un lado, se enzarzó en una discusión con Diego Matamoros cuando este le acusó de haber filtrado un mensaje de teléfono a la prensa. De ahí a “rastrero”, “manipulador”, “machirulo”, “mierdas” y una larga retahíla de perlas ofensivas. Por otro lado, su novia Sofía Suescun le cuestionó tras visionar una grabación donde Kiko afirmaba haber sentido mariposas por Estela.

Tras intentar sin éxito justificar las afirmaciones que hacía en el vídeo y convencer así a Sofía, se cansó y zanjó el asunto: “Estoy harto, ya no voy a dar más explicaciones ¡Si me consideras un mentiroso, se acabó! Hemos roto”. Vamos, que noche del martes fue preciosa, muy familiar y conciliadora.

La lectura de cartilla de Jorge a Alba parece haber surtido efecto, porque la modelo ha pasado de ser la peste de la casa a creerse Úrsula Andrews en “Sonrisas y lágrimas”. Aquí va mi versión de su canción:

Do de dominanta
Re de reventada
Mi de mínima autocrítica
Fa de farandulera
Sol es lo que ella se cree, la estrella más grande del universo Mediaset
La de lamentable concurso
Si de siesta
Do de Doña Dramas
Quizá el cambio en Alba ha llegado demasiado tarde, pero prefiero esta versión de ella a la amargada que nos ha mostrado hasta ahora. Lo que eché en falta, ya puestos a tirar de orejas, fue una llamadita de atención a la Señora Ximénez que, aunque no atacó a la productora de forma sucia como hizo la modelo, lleva quinientos trece intentos de abandono, y para el final de la gala de esta noche sospecho que serán quinientos veinte.

Lo que me fastidia es que no se le diga nada a una señora que acostumbra a cantarle las cuarenta a toda la casa, como ya hemos visto esta semana con la excusa del suero de la verdad. Mila se burló de Joao insinuando que su amistad tiene los días contados porque es el perrito faldero de Adara. Menos mal que el maestro respondió con contundencia: “a mí no me hace falta suero de la verdad, yo digo la verdad por mi coño moreno a quien sea”.

Y aquí es cuando yo me pongo de pie y aplaudo. Me apasiona su faceta enfurruñada, ¡mucho más que la llorona!

Otro que ha cambiado de careta es Antonio David. Lleva agazapado dos meses de concurso para cobrar su cheque semanal sin meterse en ningún percal, pero se ha percatado de que esa actitud le resta protagonismo en los directos, hasta el punto de decirle a Jorge Javier “échame cuenta, que no me haces caso”.

Ahora pretende ser el centro de cada enfrentamiento en la casa, me pone de los nervios, hay que tener jeta y seta para querer llamar la atención buscando movida con cualquier compañero para provocar ruido, pues incluso le ha dicho a Gianmarco que Adara está con él por interés. Antonio David, llegas tarde y mal.
Fijaos si es retorcido el tío, que utiliza la prueba semanal para que veamos a Adara como una estratega, cuando es él quien pasa las horas hablando de su relación con Rocío Carrasco para que le enfoque al menos una cámara. Y ahí no se queda la cosa, como está ansioso de vídeos, tal y como dice Joao, se atreve a juzgar la veracidad de la relación de este con Pol, afirmando que está con el maestro por fama. Adivinad quién lleva veinte años hablando de una relación con una famosa. Exacto.

Quien no está pasando por su mejor momento es Gianmarco. El italiano ha confesado tener sentimientos hacia Adara, aunque era innecesario tras observar cómo le reacciona el cuerpo cuando habla con ella. ¡Vamos, que se pone fuegote perdido! Pero él no va a dar ningún paso al frente, por las circunstancias que les rodean.

Tampoco creo que ella fuera a reaccionar positivamente ante una proposición de su amigo, porque así es como ella le ve: como un amigo. Menos mal que el martes el modelo se salvó de la nominación, y podrá permanecer unos días más junto a su “crush”.

Así que los nominados definitivos son Alba y Pol.

Pues bien, como no somos buenas personitas, echemos a Alba. Que lleve dos días sonriendo no borra el lamentable concurso que ha hecho hasta ahora. ¡Mi dardo va para ella!