Una mujer de la zona de Chicago, en Estados Unidos, es golpeada y mordida hasta la muerte por su Bulldog francés recién adoptado. Sangrando de manera abundante, Lisa Urso consiguió salir al porche, donde unos amigos encontraron su cuerpo más tarde.


El pasado sábado, Lisa Urso, de 52 años de edad y residente en los alrededores de Chicago, fue atacada y asesinada por uno de sus Bulldogs franceses. Según informaron las autoridades, el perro fue retirado de su casa después de morder a su novio.

Lisa murió después de ser mordida y arañada de manera intensa dentro de su casa en Ingleside, Illinois, conforme a las declaraciones del forense de Lake County, el doctor Howard Cooper, a los medios de comunicación.

“Hubo una lucha”, afirmó el forense. Y añadió: “Ella estaba siendo atacada, no hay duda”. “Lisa Urso, que pesaba alrededor de 55 kilos, fue encontrada con un gran porcentaje de su cuerpo cubierto de heridas. La mayor parte de su ropa había sido desgarrada”, señaló Howard.

Lisa tenía dos Bulldogs franceses y un Border Collie mixto. Howard aseguró que ambos Bulldogs franceses fueron hallados con sangre, pero no está claro si uno o ambos perros atacaron a su dueña. “Sabemos que uno es un perro agresivo que ha mordido a alguien antes”, explicó Howard Cooper.

Blue, el Bulldog francés más grande de los dos, tiene un par de años y pesa unos 25 kilos. Según el doctor Cooper y el gerente del programa del Departamento de Control y Cuidado de Animales del condado, Robin Van Sickle, Blue pudo haber sido rescatado de un ring de peleas de perros, y podría haber sido criado para ser un perro de pelea. Este aspecto se sigue investigado.

Robin Van Sickle no sabe cuándo Lisa pudo adoptar a Blue, pero sostiene que el perro causó graves heridas al novio de Lisa el pasado 13 de abril. El hombre necesitó puntos de sutura en su hombro y brazo superior, y también en el pie y la pierna cuando fue mordido de nuevo el día 21 de abril.

Ese incidente hizo que el perro fuera alejado de Lisa y puesto en cuarentena durante 10 días, durante los cuales “no nos dio motivos para preocuparnos”, afirmó Robin. “No mostró ningún comportamiento agresivo hacia nosotros”.

Lisa solicitó el regreso de Blue nueve días después, el 30 de abril, según la declaración de Robin Van Sickle. El jefe de policía de Fox Lake, Jimmy Lee, dijo que este hecho resultó ser un “error fatal” para Lisa. “La señora quería que le devolvieran a su perro y este la atacó ferozmente y la mató”, expuso Jimmy Lee.

“Ella amaba a ese animal”, añadió Howard Cooper. “Si alguna vez hubiera imaginado que iba a atacarle, estoy seguro de que no lo hubiera llevado de vuelta. Está claro que creía que estaba bien con él”.

“Era evidente para nosotros que este era un hogar muy cariñoso, un hogar muy amigable con las mascotas”, dijo Robin Van Sickle al comprobar que los tres perros estaban bien cuidados. Hasta el momento, las autoridades no están seguras de por qué ocurrió este ataque.

“Hay tantas circunstancias que podrían estar involucradas”, aseguró el comandante de la policía de Fox Lake, Dawn Deservi. “Definitivamente es una situación trágica”.

Después del ataque, los tres perros de Lisa fueron llevados al refugio del condado, donde el
comportamiento de Blue fue muy diferente al de la última vez que estuvo allí, según las
declaraciones de Robin. “Es muy agresivo. Se fija en ti y entonces gruñe, ladra y arremete”.

“Lo más probable es que Blue sea humanamente sacrificado una vez que recibamos el visto bueno”, aseguró Van Sickle. “Los otros dos perros no han mostrado ningún signo de comportamiento que nos preocupe y, por lo tanto, la agencia intentará que vuelvan a ser adoptados”.