El BOE también ha regulado los casos excepcionales en los que se podrá traspasar los límites de una provincia, isla o unidad territorial.


La mitad de la población del país comenzará este lunes la Fase 1 de la desescalada. Un importante paso adelante en la lucha contra el coronavirus que ha cambiado por completo nuestras rutinas y nuestra forma de vivir. El tema de las segundas vivienda está siendo un asunto recurrente que preocupa a los ciudadanos. A pesar de que en un principio el Gobierno señaló que no se podría hacer uso de estas, finalmente sí que permite su utilización, eso sí, si las viviendas están en la misma provincia, isla o área sanitaria autorizada de aquellos territorios que pasen a la Fase 1, este lunes, 11 de mayo.

Este tema ha generado cierta confusión ya que en un principio el Ejecutivo había señalado que habría que esperar a la Fase 2 para utilizar las segundas viviendas con el fin de prevenir y evitar así movimientos adicionales que podrían suponer cierto riesgo como acudir a comercios o al supermercado. Finalmente, ha sido el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien ha aclarado en su última rueda de prensa que es factible realizar el viaje a segundas residencia, siempre y cuando se encuentren en la misma provincia.

Asimismo, se permite el desplazamiento a alojamientos turísticos y hoteles, estos establecimientos deben mantener cerradas las zonas comunes. Este lunes, el país da un paso al frente aliviando las medidas restrictivas de parte de la ciudadanía. Galicia, Asturias, Cantabria, País Vasco, La Rioja, Navarra, Aragón, Extremadura, Murcia, Ceuta, Melilla, Cuenca, Guadalajara, Baleares, Canarias, Andalucía -excepto Granada y Málaga-, y algunas zonas sanitarias de la Comunidad Valenciana, Castilla y León y Cataluña, pasarán a la Fase 1 con el objetivo de, poco a poco, ir retomando la nueva normalidad.

Casos excepcionales

El BOE también ha regulado los casos excepcionales en los que se podrá traspasar los límites de una provincia, isla o unidad territorial. Será por «motivos sanitarios, laborales, profesionales o empresariales, de retorno al lugar de residencia familiar, asistencia y cuidado de mayores, dependientes o personas con discapacidad, causa de fuerza mayor o situación de necesidad o cualquier otra de análoga naturaleza».

En el caso del País Vasco las medidas son más restrictivas, ya que el Ejecutivo Autonómico regulará la movilidad y no se permite desplazamientos fuera del municipio de residencia habitual y solo excepcionalmente se realizarán en el mismo Territorio Histórico. Todo con el objetivo de ofrecer unas «medidas más garantistas» y avanzar de «forma segura y sin asumir riesgos innecesarios».

coronavirus

Cabe recordar que los desplazamiento no están permitidos para aquellas personas que presenten los síntomas propios de la Covid-19 o que continúen en cuarentena por haber estado en contacto con una persona contagiada. Aquellos ciudadanos que forman parte de un grupo de riesgos -ancianos y con patología previas-, podrán circular libremente por la provincia siempre que su estado de salud esté controlado y no suponga un riesgo.

Posibles cambios en las franjas horarias

Además, las Comunidades Autónomas podrán realizar cambios en las franjas horarias impuestas por el Gobierno -en un margen de dos horas- para ajustar el horario de los niños y los mayores con el fin de que no coincida con la franja de mayor calor.

Aquellos territorios que comiencen la Fase 1 podrán mantener reuniones de un máximo de diez personas tanto en casa como en el exterior y no existirán limitaciones horarias. El país volverá a comenzar a retomar la normalidad con la apertura al público de bares y restaurantes que podrán abrir sus terrazas con una capacidad del 50% y con grupos máximos de 10 personas. La distancia entre mesas será de, al menos, dos metros. Además, los establecimientos tendrán una zona reservada para personas mayores.

Los ciudadanos podrán visitar a familiares hospitalizados siempre que se encuentren ingresados en zonas sin riesgo de contagio. En los velatorios se permite un conjunto de 15 personas al aire libre y 10 en sitios cerrados. En relación a los entierros, la comitiva será de 15 personas.  

Los comercios abrirán sus puertas sin cita previa ni atención individual, pero solo los de menos de 400 metros cuadrados. El aforo no deberá rebasar el 30% de la capacidad y será necesario mantener la distancia de seguridad y las estrictas medidas de higiene. Estos establecimientos tendrán que ser desinfectados dos veces al día. Asimismo, se permiten los mercadillos con una limitación del 25% del número de puestos habituales. Se permite el uso de las instalaciones deportivas al aire libre en las que no sea necesario tener un contacto físico. Mientras que las instalaciones cerradas se abrirán en la Fase 2.