Si aprendes a cocinar el plato estrella de la gastronomía japonesa con estos sencillos trucos, acabarás siendo la mejor anfitriona.


Si eres de las que ha sucumbido a los placeres culinarios que otorga esta receta típica de la cultura japonesa, ya no hace falta que gastes un dineral en restaurantes. Puedes aprender a hacerlo por tu cuenta en tu cocina, ¡es realmente sencillo!

El truco de esta receta reside en el mismo origen de la palabra. En la lengua japonesa, ‘Su’ significa vinagre y ‘Shi-Meshi’ quiere decir ‘arroz’, por lo que sushi se podría traducir como ‘arroz avinagrado’.

El secreto está en el arroz

En este caso el arroz debe ser especial para sushi (de grano redondo y corto).
Lo primero será lavarlo bien hasta que esté libre de almidón. Después hiérvelo usando la misma cantidad de agua que de arroz (para tres tazas de arroz, tres de agua, por ejemplo). Primero, a fuego medio durante un par de minutos. Después, al mínimo durante trece minutos. Es importante que la olla esté tapada.

Transcurrido este tiempo, deja reposar el arroz dentro y sin destapar durante 15 minutos y ponlo en una olla. Un truco para quitarle el exceso de agua es secarlo con un abanico y después tapar con un paño humedo en un bol de madera. Lo ideal sería que el arroz quede a temperatura ambiente y con una textura pegajosa.

Infinitas posibilidades: Temaki, nigiri, urimaki…

Esta receta ofrece múltiples opciones, y cada una tiene sus peculiaridades, aunque a todas deberás incorporar la mezcla de vinagre de arroz con azúcar y sal para que este adquiera ese sabor especial.

Otro elemento imprescindible es la esterilla de bambú en la que debes enrollar y dar forma al sushi. Extiende la esterilla sobre una superficie plana y cúbrela con un film de plástico para que los ingredientes no se peguen.

Por último, el relleno de sushi quedará a tu elección, lo más recurrente es usar tiras de alga nori (tiene muchas propiedades antioxidantes y depurativas), atún y salmón, a los que se suman el aguacate, pepino, semillas de sésamo, tostadas, etc. Te quedará un sushi delicioso, a la par que saludable y nutritivo, puesto que el pescado aporta Omega-3 y poca grasa.

Paso a paso Elabora tus propios makis

sushi
Rellenar

Debes poner sobre la esterilla un alga nori y cubrirla de arroz (dejando espacio en los extremos). Luego coloca unas tiras de salmón, aguacate y atún rojo.

 

 

sushi
Enrollar

Para darle la forma correcta, deberás enrollar y apretar al mismo tiempo la esterilla. Así los ingredientes quedarán unidos en un bloque compacto.

 

 

sushi
Cortar

Humedece con agua el cuchillo antes de cortar, ya que sino corres el riesgo de que se deshagan. Lo ideal suele ser 1 centímetro entre corte y corte. Sírvelo con salsa de soja.