Atocha 107 presenta sus  jornadas karnívoras. Una propuesta protagonizada por la materia prima del proyecto Fisterra Bovine World donde los amantes de la carne podrán disfrutar hasta el 15 de diciembre de un menú diseñado por el reconocido chef Joaquin Felipe. Una oportunidad única para degustar la calidad de las mejores carnes en diferentes versiones. 


Ubicado en el epicentro de la capital se encuentra el restaurante Atocha 107, concretamente en el hotel Hilton Atocha. Dirigiendo sus fogones, el reconocido chef Joaquín Felipe despliega sus conocimientos a través de una carta donde se recuperan los sabores clásicos con toques innovadores y cosmopolitas. Un restaurante que recupera  la cocina honesta basada en el respeto a la materia prima de calidad y a la artesanía.

 

Como muestra de su cocina sincera y tradicional los comensales podrán degustar platos como potaje viudo de alubias rojas de Tolosa con piparras o una sopa de cocido con sus fideos y huevo escalfado o arroz de calamar de potera con azafrán. Platos de toda la vida con un giro oportuno y equilibrado por parte del equipo del chef. 

Sumado a su propuesta gastronómica, hasta el 15 de diciembre sus comensales podrán disfrutar un menú degustación protagonizado por las carnes del proyecto Fisterra Bovine World, iniciativa desarrollada en A Coruña por la prestigiosa marca Discarlux que ha reunido las 13 razas de vacuno más importantes del mundo. Unas jornadas karnívoras muy especiales, ya que están protagonizadas por las “carnes de verdad” donde el comensal disfrutará de cada bocado a través de sus 5 pases. 

El pistoletazo de salida lo protagoniza una tosta con casquería de vaca que se termina con pepino y anchoas en salazón. Un carpaccio asado de redondo de vaca acompañado de una salsa tártara de coliflor será el encargado de continuar este menú con sabor a pura carne. Taco de cantero de cadera de vaca macerado en palo cortado y asado en robata y un cañón de la espaldilla de vaca guisada concluyen con los platos carnívoros  de estas jornadas. El broche dulce y refrescante lo pone un tataki de piña con sorbete de limón.

Una interesante propuesta difícil de rechazar por aquellos locos por la «carne de verdad”. 

Tanto su carta como sus jornadas karnívoras se disfrutan en un entorno acogedor y exclusivo. Su sala ubicada en la primera planta del hotel ofrece una intimidad valorada por todos sus visitantes. Maderas, lámparas colgantes y una sugerente decoración que evoca el entorno natural son los puntos fuertes para disfrutar de la experiencia Atocha 107. 

Lo bueno: Entorno y servicio. 

Lo mejor: Oferta gastronómica 

Precio medio: Carta 60€/ Jornadas Karnivoras 50 € por persona, a mesa completaincluye vino de Madrid.

Dirección: Atocha, 107 Madrid. Tel.: 91 108 06 61 (ext. 2002)

@Mysevendays