Las flores de Bach son un conjunto de 38 esencias florales (a cada una de las cuales se
le ha asignado el tratamiento de una determinada emoción) desarrolladas por el Dr.
Edward Bach, en la década de 1930.

Edward Bach, creía que la clave de la salud general era cuidar tanto de la mente como
del cuerpo, es por ello que elaboró las llamadas “Flores de Bach”.

Estas esencias que constituyen las flores de Bach están enfocadas a tratar las
emociones pasajeras o habituales del individuo, participando así en la armonía
emocional del día a día, ayudándole a trabajar esas emociones, desplegando así todo
el positivo potencial de la persona.

Edward Bach dedicó toda su vida a investigar las aplicaciones de las plantas y las flores
para ayudar a gestionar las emociones. Identificó 38 esencias florales en total. Cada
una de ellas es extraída a partir de una flor silvestre, una planta o un árbol distinto, y
se asocia a un estado emocional diferente.

Las 7 categorías de las Flores de Bach, y sus 38 esencias
Bach agrupó las esencias en siete categorías para ayudar a las personas a elegir la Flor
de Bach que mejor se ajustara a cada emoción concreta.

Estas categorías, y sus correspondientes esencias florales, son las que se siguen
usando igualmente hoy en día:
1. Tristeza: Crab Apple, Elm, Larch, Oak, Pine, Star of Bethlehem, Sweet Chesnut, Willow
2. Miedo: Aspen, Cherry Plum, Mimulus, Red Chesnut, Rock Rose,
3. Preocupación excesiva: Beech, Chicory, Rock Water, Vervain, Vine,
4. Soledad: Heather, Impatiens, Water Violet,
5. Incertidumbre: Cerato, Gentian, Gorse, Hornbeam, Scleranthus, Wild Oat,
6. Sensibilidad: Agrimony, Centaury, Holly, Walnut,
7. Falta de interés: Chestnut Bud, Clematis, Honeysuckle, Mustard, Olive, White Chesnut, Wild Rose,

Este sistema es un conjunto concebido para ayudar a entender las emociones y
gestionarlas de la mejor manera posible.

Las Flores de Bach se pueden tomar de manera individual o bien combinarse entre sí,
de modo que se crea un remedio personalizado para aquel que lo toma.

La experiencia física de la emoción.

Las emociones siempre están relacionadas con alguna expresión física: las “mariposas
en el estómago” cuando se está nervioso o emocionado, las lágrimas vertidas cuando
sentimos tristeza, o la sensación de que el corazón se va a salir por la boca cuando nos
llevamos un susto.

Las respuestas fisiológicas son controladas por el sistema nervioso. Estas se mantienen
especialmente alerta ante las emociones negativas, como son, por ejemplo, el miedo o
la ira.

Si bien en ocasiones puede resultar desagradable, la experiencia física de la emoción
en realidad es una señal muy útil, ya que nos advierte de que algo a nuestro alrededor
requiere de nuestra inmediata atención.

¿Cómo se preparan las flores de Bach?
Las 38 esencias florales correspondientes a las flores de Bach están elaboradas a base
de la energía extraída de las flores de plantas y árboles mezclados con brandy; excepto Rock Water, elaborada a base de agua de manantial y brandy.

Los frascos de concentrado son las botellitas de flores de Bach preparadas para
comercializar.

El líquido que contiene esta elaborado a partir de la tintura madre, y alcohol.
La proporción del compuesto es de 2 gotas de tintura por cada 30ml de brandy de
27%.Vol.

El modo de tomarlas pude ser de 4 gotas 4 veces al día, directamente debajo de la
lengua, o también echar de 1 a 3 gotas de las esencias elegidas en un vaso de agua
mineral.