El malestar estomacal puede darse tanto por motivos emocionales (como cuando sufrimos estrés o ansiedad) como por motivos físicos (úlceras, colon irritable…). Te enseñamos las principales causas y cómo tratarlas con remedios naturales.


El dolor en la boca del estómago recibe también el nombre de dolor epigástrico o epigastralgia, y surge en la parte superior del abdomen, donde se inicia el estómago.

Es muy común sufrir fuertes dolores en la boca del estómago a lo largo de nuestra vida, y suelen estar provocados por los nervios, aunque también pueden existir otros motivos.

Por qué duele el estómago

El dolor en la boca del estómago es una anomalía del sistema digestivo, pero no te preocupes, no está considerado enfermedad. Suele estar vinculado a otras afecciones, y aunque no es grave, si el dolor persiste y va a más, deberías ir al médico por si se tratara de alguna patología más preocupante, como inflamación de la vesícula, pancreatitis o incluso un infarto del miocardio.

Te mostramos las causas más comunes del dolor de estómago y, además, te contamos algunos remedios caseros para combatir la dolencia.

Nervios

Cuando estamos pasando por momentos de mucho estrés es normal que aparezca el dolor en la boca del estómago. Esto se debe a que el organismo somatiza la ansiedad y el estrés, que son los responsables de estas molestias. Además, no es un dolor que venga solo, sino que suele ir acompañado con diarreas y acidez estomacal.

Gases

Los gases pueden llegar a ser muy dolorosos, ya que provocan dolor en la boca del estómago, retortijones e incluso dolores en la zona del pecho. Una mala digestión, la intolerancia a algunos alimentos, comer comidas flatulentas o tomar bebidas gaseosas hace que se acumulen los gases en la zona del vientre y que ejerzan presión. El dolor y los fuertes pinchazos suelen ir acompañados por una gran hinchazón.

Acidez

La acidez estomacal, reflujo gástrico o gastritis se debe a que los ácidos suben a la boca del estómago y provocan dolor y quemazón en la zona. Esto suele ocurrir cuando se come en grandes cantidades o cuando se comen alimentos pesados e indigestos.

Síndrome del colon irritable

El colon irritable es una afección del sistema digestivo con la que sentiremos dolor en la boca del estómago, entre otras cosas. Está calificada como dispepsia orgánica. Se inflaman el intestino y el colon, y se produce un dolor muy intenso en la zona estomacal, además de diarreas, estreñimiento y vómitos.

Algunos fármacos

A veces podemos encontrar el dolor estomacal como posible efecto secundario en el prospecto de algunos medicamentos. Las molestias gastrointestinales producidas por ciertos fármacos como lo son los suplementos de hierro o los analgésicos como el ibuprofeno, son tratadas con algunos protectores de estómago para que no produzcan esa desagradable sensación de ardor. Lo bueno es que estas molestias suelen desaparecer al finalizar el tratamiento.

Ingesta rápida e incorrecta masticación

Si no masticas muy bien los alimentos y los tragas de manera muy rápida, tendrás molestias gastrointestinales, como dolor en la boca del estómago. Tienes que masticar despacio y correctamente los alimentos para que la salivación y deglución de la comida sean correctas.

Úlceras

Las úlceras estomacales son lo más complicado, porque causan grandes molestias e incluso impiden ingerir alimentos. Evita las especias y el picante para huir a toda costa de los vómitos, la sensación de ardor e incluso de la sangre.

Apendicitis

Esto es un fuerte dolor en la boca del estómago, que puede ir acompañado de náuseas, vómitos, fiebre y malestar general. Después, ese dolor se desplaza hacia la zona derecha y baja del abdomen, donde está el apéndice, y la barriga se endurecerá. Es una de las causas más preocupantes, ya que deberemos acudir de inmediato a urgencias, porque es una urgencia quirúrgica.

Remedios naturales para el dolor de estómago

El dolor en la boca del estómago puede ser algo muy molesto, por eso te traemos las mejores soluciones para combatir la afección con remedios naturales que encontrarás por casa.

  • Los tés de anís, poleo y menta tras cada comida contribuyen a mejorar la digestión y relajar el cuerpo. Puedes tomar hasta tres tazas al día, una después de cada comida principal. La infusión de jengibre también viene muy bien, ya que calma, relaja, desinflama y mejora las digestiones. Esto también lo consiguen las infusiones de salvia y manzanilla.
  • Tomar un baño. El agua caliente alivia todas las tensiones y molestias, y si además te das un masaje en la zona del abdomen con un poco de aceite de lavanda, el dolor se reducirá mucho más rápido. Procura que los movimientos sean lentos y haz círculos con la mano o con una esponja.
  • Cuida tu alimentación. Con una dieta sana y equilibrada evitarás el dolor en la boca del estómago. Consume mucha fruta y verdura e intenta no comer dulces, procesados o comidas copiosas. Cualquier exceso agravará el problema, y más si no masticas lo suficiente los alimentos. También es importante que bebas mucha agua, ya que así ayudarás al organismo a que haga la digestión de manera correcta.
  • Haz deporte. Si haces ejercicio a diario te sentirás mucho mejor tanto física como anímicamente. Además, conciliarás mejor el sueño y este será más reparador, y así el organismo funcionará de manera óptima.

Estas son las mejores soluciones no sólo para evitar las molestias de estómago, sino para mantenerse alejado de otro tipo de dolores. Es muy importante llevar una vida sana y cuidarnos para tener el menor número de dolencias posible.