HOLA…¿ME ESCUCHAN? Cuántas veces, estando en una reunión de amigos, te sentiste invisible, como si nadie te escuchara.


Ves que hablan entre ellos y cuando tú dices algo, te miran y continúan con su charla… nadie te presta atención.

¿TE HA SUCEDIDO ESO ALGUNA VEZ?

Escuchar es poner atención a lo que uno oye, pero la acción de escuchar implica la combinación de dos elementos: como el oír los sonidos, oigo un ruido, una canción, oigo la radio; y prestar atención a los mismos. La acción de escuchar es totalmente voluntaria y sugiere una intención de nuestra parte, por eso muchas veces oímos pero no escuchamos.

Así como sentimos que a veces no nos escuchan, también nos pasa que tenemos un amigo, una amiga, un familiar del cual dices: “que buen escuchador es”, porque llegas sin más a hablar con él y le sueltas todo tu rollo y esa persona se queda escuchando con atención… y te vas y te quedas tan a gusto, y ya está.

¿Pero qué pasa con eso?

Estamos viviendo en un mundo hiperveloz, pensando en muchas cosas, haciendo muchas cosas a la vez y no nos damos el tiempo necesario ni para escucharnos ni para escuchar a los demás.

Te debe haber pasado de hablar con alguien y que esa persona mientras tú le hablas te diga: “continua, continua que te estoy oyendo”, y a la misma vez está respondiendo mensajes en el móvil.

Pero eso de oir y no escuchar lo hacemos con nosotros mismos. ¿Tú te escuchas a ti mismo o simplemente oyes cómo se desarrolla tu vida?. Si has pensado: “a mi no me escuchan”, entonces estás reclamando lo que la mayoría de las veces no haces, ¿tú te escuchas?, ¿qué te estás diciendo?.

Entonces aquí viene la parte interesante: podemos cambiar la forma de escuchar a los demás y a nosotros mismos practicando la escucha activa.

¿EN QUÉ CONSISTE LA ESCUCHA ACTIVA?

Consiste en prestar atención plena, en presencia, a la persona que está hablándonos, con todos los sentidos, sin la intención de hablar, interrumpir con consejos, sin realizar ninguna otra actividad que no sea escuchar atentamente.

Lo que hacemos en la escucha activa es estar atentos no solo a lo que se habla, sino también a las expresiones corporales de la persona que habla, comprenderla sin juzgarla, sin ponerte a la defensiva; es escucharla como si fuera lo más importante que sucede en ese momento. Es escucharla con los 5 sentidos, con el corazón abierto, poniéndonos en el lugar de esa otra persona, sintiendo sus sentimientos, sin consolar ni estar haciendo otra cosa mientras nos hablan.

ESCUCHAR ES UN ACTO DE AMOR, ES COMO DECIRLE A UNA PERSONA:
TE QUIERO, TE RESPETO Y ESTOY AQUÍ CONTIGO.

Al escuchar tendrás un doble beneficio, porque al estar atento a lo que la persona te está diciendo, vas a bajar la intensidad de tu diálogo interno, porque en ese momento no es importante. Simplemente estarás escuchando atentamente, ya sea que estés en una reunión, cuando hables con tus vecinos o cuando hables con tu madre por teléfono. Y también eliminarás de ti los pensamientos negativos y es allí cuando bajas tu nivel de estrés, obteniendo una calma mental y sintiéndote bien contigo mismo y con los demás.

Entonces, comienza hoy por ti, escuchándote activamente y también a los demás. Te darás cuenta que:

ESCUCHAR A LOS DEMÁS ES COMO UN ABRAZO, COMO UN MIMO PARA TI.

Paz Calap
Más allá de la felicidad está la paz.

#quieropaz.com #vivirenlibertad #vivirenplenitud #despiertatumente # coach #despiertaelpoderdetuniñainterior  #quieropazenmisrelaciones #citas #quote #despiertaelpoderdetumente #MeditaconPaz #pazmania #pazcalap #meditacion #desarrollopersonal #coaching #motivacion #inspiracion #mindfulness #pnl #crecimientopersonal #pensamientopositivo #frasedeldiadehoy