Tomar una infusión no solo beneficia a tu cuerpo, también a tu mente porque te ayuda a relajarte y disfrutar del momento. Te contamos los más naturales.


La naturaleza es una inagotable fuente de recursos a los que no siempre sacamos partido. Las infusiones son una buena manera de hacerlo. Toma nota de las mejores para afrontar tu día a día en forma

Dos infusiones détox

TÉ DE PEREJIL: Rico en minerales y vitaminas ayuda a prevenir anemias, debilidad, cansancio.

  • Tiene propiedades digestivas.
  • Cómo hacerlo. Hierve 30 gr. de perejil seco, añade el zumo de medio limón y cuela. Toma un vaso cada día en ayunas.

AGUA DE ORTIGA: Tiene propiedades antivirales y antibacterianas.

  • Mejora la circulación.
  • Es rica en minerales y vitaminas.
  • Es un laxante suave.
  • Reduce los niveles de azúcar.
  • Cómo hacerlo. Hierve 250 ml. de agua con una cucharada de ortigas secas. Añade una cucharada de miel y tómalo mejor por las noches.

Dos infusiones adelgazantes

DE HINOJO: Posee importantes propiedades depurativas y diuréticas, alivia las molestias e inflamación de la menstruación. Es altamente antioxidante y rico en hierro.

Ayuda a reducir los niveles de colesterol.

Calienta una taza de agua, cuando comience a hervir añade 5 gr. de semillas secas de hinojo, tápalo y deja reposar durante 10 minutos. Toma dos tazas diariamente.

DE HOJAS DE ALCACHOFAS:

  • Protege el hígado y mejora su funcionamiento.
  • Favorece la pérdida de peso por su altísimo efecto diurético y purificador del organismo.
  • Ayuda a limpiar las vías respiratorias y a calmar la tos y la irritación de garganta.
  • En un cazo hierve durante 15 minutos las hojas duras y más verdes de las alcachofas.
  • Apaga el fuego y deja en reposo hasta que se enfríe. Cuela y bebe, en frío, o recalentándolo. Dos tazas diarias.

Calmante: Hierba luisa y manzanilla

Ingredientes:

  • 1 bolsita de manzanilla
  • un puñado de hojas de hierba luisa
  • un poco de miel

Combate la hinchazón. Calma los dolores de estómago y evita la hinchazón de vientre.
4 Beneficios: La manzanilla ayuda a reparar la membrana gástrica y a expulsar los gases del aparato digestivo. La hierba luisa tiene propiedades tranquilizantes y atenúa el nerviosismo.

Laxante: Hinojo, melisa y anís

Ingredientes:

  • 1 cucharadita de semillas de hinojo
  • 1 cucharadita de semillas de anís
  • unas hojas de melisa

Regularidad intestinal Perfecta para combatir el estreñimiento y los nervios.
4 Beneficios: La melisa calma los nervios y disminuye los estados de ansiedad. El hinojo contribuye a lograr la regularidad intestinal y el anís alivia las digestiones pesadas.

Anti-insomnio: Té de valeriana

Ingredientes:

  • una cucharadita de raíz de valeriana fresca o seca. Puedes usarla entera o pulverizar las raíces.

Combate el insomnio reduciendo la cantidad de tiempo que la persona tarda en dormirse.
4 Beneficios: La valeriana es una planta que se recomienda a las personas que sufren ansiedad, porque tiene un efecto sedante y relaja el sistema nervioso y el cerebro.

Sedante: Manzanilla y lavanda

Ingredientes:

  • 4 tazas de agua purificada
  • 2 cuch. de lavanda seca
  • 2 cuch. de manzanilla seca
  • Miel de abeja al gusto

Mejora la digestión, calma la ansiedad, ayuda a dormir y tiene muchos antioxidantes.
4 Beneficios: La manzanilla también tiene efectos calmantes y sedantes. Si además se combina con la lavanda, los efectos serán todavía más idóneos en casos de ansiedad o estrés.