El vestido de novia de Meghan Markle, ¿el secreto mejor guardado? Todo lo que sabemos

Como cualquier boda que se precie, el vestido de la novia de Meghan Markle sigue siendo el secreto mejor guardado. Su enlace real con el príncipe Harry de este sábado 19 de mayo ya está a la vuelta de la esquina y se conocen todos los detalles que envuelven su esperado ‘sí, quiero’. Se sabe qué comerán, en qué carroza irán, quiénes serán sus invitados, las joyas que podría llevar… pero se desconoce con exactitud quién firmará el vestido, si se confirma que efectivamente lucirá dos modelitos nupciales o el estilo de los mismos. Aun así, ya se han filtrado algunos detalles con los que podemos hacernos una idea aproximada.

[Estas son las tiaras que puede elegir Meghan (y las que no)]

La apuesta más fiable, pero de la que aún no hay confirmación, es que Meghan Markle hará como Kate Middleton y elegirá para su gran día dos vestidos distintos. Uno más clásico y acorde a la tradición de la familia real británica para la ceremonia, el cual deberá contar con el beneplácito de la propia Isabel II, y un segundo modelo más moderno, que se ajuste mejor al estilo personal de la novia, para la fiesta em Frogmore House que el príncipe Carlos ha orquestado por la tarde una vez que su hijo pequeño y su nuera ya son marido y mujer.

Esto es lo que mantiene la periodista especializada en crónica monárquica Emily Nash en una reciente entrevista: “Tendrá dos vestidos, uno para la ceremonia y otro para la noche. El plan es que cambie después de la ceremonia, para que pueda pasar la noche con algo más glamuroso y menos restrictivo”. Además, adelanta que el primer vestido, el de la ceremonia, deberá ser un diseño tradicional, de corte clásico, muy femenino y algo más recatado de lo que a la propia Meghan le habría gustado. Eso sí, no escatimará en detalles, porque el vestido debe causar sensación a simple vista, por lo que contará con aplicaciones en pedrería, flores o encaje. Más escotado y con estilo más hollywoodiense será el de la noche, con el que ella se sentirá más cómoda para poder celebrar con su familia y amigos su paso por la vicaría.

¿Y el diseñador del vestido?

Sea como fuere, en la etiqueta del vestido aparecerá la firma de los británicos Ralph & Russo, diseñadores que están cobrando más fuerza como autores del vestido de novia de Meghan Markle. Ellos ya se encargaron de vestir a la futura esposa del príncipe Harry el día de su posado oficial por su compromiso y todos confían en que ellos pondrás su aguja e hilo para el momento decisivo, la boda, cuando 162 millones de telespectadores centren su atención en el castillo de Windsor y los protagonistas de la jornada.

Es más, ya hay quienes se han lanzado a la piscina y varios medios británicos mantienen que el vestido de novia de Meghan Markle podría rondar los 110.000 euros.

[playbuzz-item item=”afc80123-2056-4178-a63d-910d5a4b4062″ format=”story”]