Meghan Markle ya tiene padrino de boda: el príncipe Carlos la acompañará al altar

El príncipe Carlos ha pasado a ser uno de los protagonistas de la boda a un día del gran día.

Cuando creíamos que sería la madre de Meghan Markle, Doria Ragland, la que acompañaría al altar a su hija tras la confirmación de la ausencia de su padre, Thomas Markle, a la boda, ahora podemos decir que no será así. Y es que la casa real británica ha hecho público un comunicado oficial a un día de la boda, donde publica que será el príncipe Carlos el que lleve del brazo a Meghan Markle al altar.

“Meghan Markle ha pedido al príncipe Carlos que le acompañe al altar de la capilla de San Jorge el día de su boda. El príncipe Carlos está encantando de poder dar la bienvenida a Meghan Markle a la familia de esta forma”, escribe el comunicado que ha hecho público la casa real británica a través de su Twitter.

Este es el comunicado que ha hecho público el palacio de Kensington a un día del gran día.

El príncipe Carlos tendrá un papel muy importante en este gran día. A pesar de que se había mantenido en un discreto segundo plano, finalmente pasa a ser uno de los protagonistas al tener que acompañar al altar a Meghan Markle. Esta noticia ha emocionado mucho a los británicos, que están deseando ver el momento de la llegada de la novia del brazo del príncipe Carlos a la capilla de San Jorge.

A dos días de la boda, Meghan Markle publicó un comunicado para anunciar que su padre, Thomas, no iba a poder acudir a su boda. Y todo para afrontar la polémica en la que se ha visto inmersa en estos días tras conocerse que las fotos en las que se veía a su padre, Thomas Markle, observando imágenes de la real pareja en Internet y en otras situaciones de su vida cotidiana, habían sido pactadas con un fotógrafo a cambio de dinero y a instancias de su hija mayor, Samantha. Esto provocó que desde Kensington se pidiera “respeto y comprensión” ante el “complicado momento personal” de la prometida del príncipe Harry.

Este es el comunicado que hizo público Meghan Markle para anunciar que su padre no acudirá a la boda.

Después de eso, el hombre, que tenía previsto viajar a Londres esta semana para conocer a la Familia Real británica antes del enlace, aseguró a TMZ que no iba a asistir a causa de su salud. Hay que recordar que el propio palacio de Kensington ya había anunciado oficialmente que los padres de Meghan tendrían papeles relevantes en la ceremonia: su madre, Doria Ragland, la acompañaría en el coche hasta la Capilla de San Jorge del Castillo de Windsor, y su padre la llevaría de su brazo hasta el altar. El pasado miércoles 16 de mayo, Thomas Markle era intervenido de su dolencia cardíaca, y le implantaban tres stents. Actualmente continúa ingresado en el hospital recuperándose de la operación. Él mismo ha contado a dicho portal: ” Estoy bien, pero me llevará tiempo curarme. Me quedaré en el hospital unos cuantos días más. No me permiten excitarme”. 

A la luz de todos estos acontecimientos ha sido la propia Meghan la que ha salido al paso en este breve comunicado, en el que dice: “Tristemente, mi padre no asistirá a nuestra boda. Siempre me he preocupado por mi padre y espero que puedan darle el espacio que necesita para centrarse en su salud. Me gustaría agradecer a todo el mundo que nos ha brindado generosos mensajes de apoyo. Por favor, sepan lo mucho que Harry y yo deseamos compartir nuestro día especial con todos ustedes el sábado”.