La actriz ha huido de la capital para hospedarse en un hotel de ensueño en Córdoba con unas amigas, y siempre tiene un look de viaje preparado para este tipo de ocasiones y, la verdad, es que siempre acierta. Hoy Ana Milán nos ha sorprendido con un vestido de H&M de animal print que es el más fresco y cómodo para viajar con altas temperaturas, súper barato. ¿El plus? Lo ha combinado con las sandalias más vendidas de la temporada.

Ana Milán es una fan incondicional de los vestidos camiseros, una prenda infalible que no puede faltar en nuestros outfits de verano. Por la holgura de este tipo de vestidos y lo fino de su tela, se han convertido en el must de cualquier look de playa o de piscina. También nos podemos permitir usarlos en ocasiones más formales con los accesorios adecuados, o para un estilismo de viaje o de aeropuerto.

Ana Milán combina su vestido de H&M con unas sandalias de cuerda

La prenda elegida por la actriz era un vestido camisero con estampado de leopardo muy fresco. Con un cuello de solapas, una botonadura frontal y un corte a mitad de muslo que le daba mucho vuelo y caída a la parte inferior del vestido. Ana convirtió las mangas largas del vestido en unas mangas francesas haciéndole un pequeño dobladillo. Prefirió llevarlo complemente suelto y fluido, aunque nosotras recomendamos añadirle un cinturón fino para resaltar la silueta.

Lo mejor del estilismo fueron las sandalias de cuerda cruzada, que se han convertido en un boom este verano y no dejamos de ver allá donde miremos. Este tipo de calzado es muy cómodo y le da a todos los estilismos un aire vintage que nos encanta. Aunque algunas han empezado a referirse a ellas como «ugly sandals«, nosotras estamos completamente enamoradas de su rusticidad, de feas tienen bien poco, combinan con absolutamente todo. A esta moda todavía le quedan unos meses de punto álgido, así que no dudes en pillarte unas rápido.

Desliza para ver el look completo de Ana Milán y lánzate a por el vestido que todavía está disponible en tiendas.