Margarita de Dinamarca: primer cumpleaños como viuda, pero en familia

Margarita de Dinamarca: primer cumpleaños como viuda, pero en familia

La Reina celebra su 78 cumpleaños rodeada de toda su familia, y con su marido en el recuerdo, fallecido el pasado febrero.

El pasado 13 de febrero sufrió un terrible mazazo: la muerte del príncipe Henrik, su marido durante 50 años y padre de sus dos hijos. Después de su funeral, la Reina desapareció de la escena, recluyéndose en un respetuoso luto que duró un mes y la apartó incluso de las actividades oficiales. En ese tiempo fue su primogénito y heredero, el príncipe Federico, quien se encargó de sustituirla en sus funciones. Hoy, 16 de abril, la Reina Margarita ha cumplido 78 años, y aunque aún llora por la ausencia del esposo, no ha estado ni se ha sentido sola. 

Margarita, muy sonriente en el día de su 78 cumpleaños.

Desde un balcón del palacio de Amalienborg, en pleno centro de Copenhague, la soberana ha hecho su aparición exhibiendo una gran sonrisa y un atuendo en el que destacaba el color azul turquesa. Desde ahí ha saludado efusivamente a su pueblo, que se congregaba en la plaza para felicitarla por su aniversario. Solo faltaba a su lado Henrik, pero la acompañaba el resto de su familia. A excepción, curiosamente, del futuro monarca, quien se encontraba de viaje en Groenlandia. 

La Reina y su familia, saludando desde el balcón.

En el balcón estaban su hijo menor, el príncipe Joaquín, con su esposa, Marie, y sus cuatro hijos: los mayores, Nicolás y Félix, fruto de su primer matrimonio con Alexandra Manley; y los dos pequeños, Athena y Henrik; nacidos del segundo. También se ha visto a la familia del Heredero, con la princesa Mary a la cabeza y sus cuatro hijos: Christian, Isabella, y los mellizos Josephine y Vincent.

La princesa Mary, con sus cuatro hijos.

Todos se han juntado alrededor de la Reina Margarita para arroparla con cariño y compartir su cumpleaños con los daneses, quienes valoran muy positivamente a su soberana desde hace 45 años y la enviaron numerosos mensajes de apoyo en aquellos dolorosos días, a los que Margarita siempre respondió con una sonrisa.

Ya por la noche, Margarita de Dinamarca ofrece una cena privada en el palacio de Fredensborg, su residencia oficial. Según una de las invitadas, su amiga desde la infancia Birgitta Hillingso, el príncipe Henrik hubiera deseado que lo celebraran a lo grande. Y así será.

El príncipe Joaquín, junto a su mujer, Marie, y sus cuatro hijos.