Empezando la década de los 40, Vicky Martín Berrocal es una mujer con las ideas claras.
¿Te importa cumplir años?
Se lleva bien, yo quiero cumplir mil y ojalá pudiese. Uno de los grandes días del año para mí siempre han sido mis cumpleaños. Soy feliz… Intento serlo cualquier día de mi vida, porque la actitud es importantísima. Pero no cabe duda de que el día 11 de marzo está tatuado en mi piel.

¿Pesan los años?
No pesan y tampoco creo que cuando cumpla cuarenta más, que ojalá llegue, me pesen. Si algo me gusta es vivir.

¿Si no te pesan los años, pesan más los kilos?
A mí no me pesa nada, ni los años ni los kilos… Un kilo pesa un kilo, nada más. Es mucho más importante cómo lo lleves tú y la actitud que tengas que otras cosas.

VICKY MARTIN BERROCAL EN LA PRESENTACIÓN DE SUS MODELOS DE COCTEL DE VIOLETA BY MANGO EN MADRID EL 11 DE MARZO DE 2015

Vicky Martín Berrocal acaba de presentar sus seis trajes de cóctel para Violeta by Mango, firma de la que es imagen desde hace año y medio: «Me parecía increíble poder diseñar para un gigante como esta firma».

¿Cómo está siendo 2015 para ti?
Ha sido mi décimo año en diseño y está siendo una explosión de todo. No puedo pedir más regalos a nivel profesional. Empecé el año diseñando los vasos de Nocilla, el desfile de la colección de trajes flamencos en Sevilla, ahora Violeta…

La moda está dirigiéndose a la mujer más normal que a las supermodelos, ¿para qué mujer diseñas?
Ese cambio se está produciendo y ¡olé! Creo que debería cambiar de forma mucho más rápida. Ya. No nos damos cuenta de que lo que vemos sobre la pasarela no es la mujer real. Son profesionales, que viven de su trabajo y tienen una talla 34 por narices para entrar en ese reducido círculo de desfiles de Alta Costura. Yo defiendo a la mujer sensual, rotunda y femenina.

Eres modelo de la marca Violeta by Mango, haces sesiones de fotos muy variadas.
La sesión de foto varían mucho unas de otras. Pero, por raro que pueda parecer en estos tiempos, yo discuto mucho lo del Photoshop: «Déjame como soy». Al fin y al cabo no sirve de nada confundir porque después está el día a día de todos nosotros y … La calle habla. Yo tengo una talla que parece extrañar a algunos, como la gente se sorprende de que uno se lleve bien con un ex, ¿cómo es posible? Y, no. Es que eso es lo normal.

VICKY MARTIN BERROCAL EN LA PRESENTACIÓN DE SUS MODELOS DE COCTEL DE VIOLETA BY MANGO EN MADRID EL 11 DE MARZO DE 2015

Se declara contraria al Photoshop y a cualquier tipo de retoque que no sea natural: «Después sales a la calle y hay lo que hay».

Vicky Martín Berrocal vive un gran momento profesional y personal. Como madre está encantada con su hija Alba, de 15 años.

¿Eres un referente para tu hija Alba?
Mi hija es una incondicional de mi moda.

Es una adolescente, ¿le afectan los temas de delgadez?
Mi hija es una niña de 15 años, que come de todo, hace deporte y está sana. Tiene curvas, es una niña rotunda y le gusta la mujer, mujer. Ve a su madre y le gusta lo que ve en casa: el cuerpo de una madre, con su celulitis y todo lo que una mujer tiene que tener. Lo que no es normal es lo contrario.

¿Quiere diseñar?
Ahora dice que quiere ser periodista de moda y me tiene loca la cabeza, porque está en la edad en que cada día quiere ser algo. Pero sí, le interesa la moda, porque lo vive en casa. Ella quiere desfilar para mí y me dice que a ver si la meto en un desfile cuando crezca un poquito más.

VICKY MARTIN BERROCAL EN LA PRESENTACIÓN DE SUS MODELOS DE COCTEL DE VIOLETA BY MANGO EN MADRID EL 11 DE MARZO DE 2015

Ante las cámaras y junto a dos buenos amigos, Violeta y el cantante Juan Peña, Vicky Martín Berrocal celebró a media mañana su primera fiesta con motivo de su 42 cumpleaños.