Familia unida y en armonía. Eso es lo que traslucen Shakira y Piqué, quienes, tras convertirse en padres el pasado 22 de enero de su primer hijo, Milan, están como en las nubes. Esa alegría también se ha contagiado lógicamente a sus respectivas familias, con quienes comparten el mayor tiempo posible.

En esta ocasión, la cantante y el futbolista del Barça asistieron a la presentación del libro del padre de él, Joan Piqué, titulado Fantasmas del pasado, en la Casa del Libro de Barcelona. Es su segunda obra tras publicar Dos vidas. Precisamente el pasado enero, Shakira y Piqué también acudieron a otra presentación de la misma obra, cuando Shakira se encontraba en la recta final de su embarazo. Sin duda, la presencia de la famosa pareja ayuda a promocionar mucho más la obra de su familiar, ya que la atención mediática está asegurada.

Shakira-Pique familias

Shakira y Piqué, en el centro, rodeados por los padres de ella y por el hermano y la madre de él, durante el acto de presentación.

Y no solo la de Shakira y Piqué. En este acto también estuvieron los padres de la artista, William Mebarak y Nidia Ripoll, quienes cada vez pasan más tiempo en nuestro país para estar con su hija y su nieto. De hecho, no descartan establecerse en Barcelona. Y por supuesto, no faltaron los del futbolista: el propio autor; su madre, Montserrat Bernabéu; y su hermano pequeño, Marc. Todos han conectado de maravilla, a juzgar por el buen rollo que transmiten en cada aparición pública juntos.

Solo echamos de menos al benjamín de la casa, Milan, quien, a sus casi dos meses, se quedó en casa, seguramente al cuidado de alguna niñera. Shakira y Piqué se derriten con su pequeño, de quien ya han colgado varias fotos suyas en las redes sociales. A los pocos días de nacer, su padre lo presentaba al mundo con esta dulce foto. La última fue tras el partido de Champions que enfrentó al Barça con el Milán, donde vistieron con la equipación azulgrana al bebé (mira aquí la noticia).

La prueba más difícil para ambos se producirá dentro de poco, cuando Shakira deba atender sus compromisos como jurado del talent show de La Voz, en su versión estadounidense, que se realiza en Los Ángeles. La colombiana se llevará a su pequeño, al que cuidará con la ayuda de su madre, y Piqué se verá obligado a viajar más de la cuenta para estar con ambos. Pero todo sacrificio es poco. La paternidad no ha hecho sino crecer su amor, que dejaron bien patente en la presentación, entre constantes besos y miradas enamoradas.

Shakira Pique -beso

Los gestos de cariño fueron constantes entre la cantante y el futbolista.

Shakira-padre-Piqué

La pareja, posando con Joan Piqué, muy contento de tenerlos a su lado en este acto de promoción.