Europa Press

Las secuelas de Bárbara Rey tras padecer covid: «Está muy hinchada y cansada»

Sofía Cristo ha explicado cómo se encuentra Bárbara Rey tras superar el coronavirus y es que su recuperación está siendo lenta.

Bárbara Rey se contagió de coronavirus en el mes de abril, justo antes de comenzar en ‘El Desafío’. Tras permanecer ingresada y pasar unos durísimos días en un hospital de Marbella, a finales de ese mes pudo recibir el alta hospitalaria. Sin embargo, solo unos días más tarde reapareció en silla de ruedas, lo que hizo saltar todas las alarmas acerca de su estado de salud. Parecía visiblemente cansada, tanto es así que su recuperación estaba siendo muy lenta. «Pasando un post Covid bastante malo. Le ha salido una dermatitis por todo el cuerpo y el cansancio que trae consigo el coronavirus. Cuando le dieron el alta, a los pocos días le subió la fiebre y eso es consecuencia de la neumonía. Está muy bajita de humor», dijo. Parecía que su día a día mejoraba y ahora ha sido su hija, Sofía Cristo, quien a los medios de comunicación ha explicado cómo se encuentra. Tiene algunas secuelas, pero ante todo se muestran positivos ante este problema de salud

«Mi madre está un poquito mejor. Bueno, un poquito bastante mejor», explicó la DJ. Matizó que, pese a ello, su recuperación estaba siendo lenta. Prueba de ello que, aunque han pasado varias semanas desde que abandonó el hospital, todavía no ha vuelto a ser la misma. Debe esforzarse por recuperar la normalidad, pero es consciente de que necesita tiempo. Ella padeció una neumonía bilateral que la dejó tremendamente cansada, pero tiene mucho ánimo por mejorar día a día. No han perdido la paciencia, pero señala que incluso tiene consecuencias físicas que, a día de hoy, son visibles. «Lo que tiene el Covid es que es muy agotador y te deja secuelas. A quien le pega fuerte va bastante lento. Le han quedado a nivel físico visibles (…) súper hinchada y muy cansada», dice Sofía Cristo sobre su madre.

Ahora, debe tomarse la vida con más tranquilidad para poder recuperarse al cien por cien y retomar cuanto antes su vida, al igual que su hija, Sofía Cristo, quien tuvo que rechazar algunos compromisos profesionales para poder estar junto a ella en el hospital. Ella la ha apoyado en esta difícil etapa y ha mantenido informados a los medios, quienes muy preocupados por su estado de salud han preguntado sobre cómo se encontraba. «Tiene muchas secuelas, en el hospital está controlada. Le ha salido una dermatitis por todo el cuerpo y el cansancio que trae consigo el coronavirus. Cuando le dieron el alta, a los pocos días le subió la fiebre y eso es consecuencia de la neumonía. Está muy bajita de humor», explicó. Bárbara Rey está muy cansada y, por el momento, a sus redes sociales no ha vuelto. Está centrada en mejorar y en volver a su rutina diaria, esa que tanto ansía desde que se contagiara. ¡Ánimo Bárbara!