Sara Carbonero, de 32 años, brinda con Protos Verdejo.

Con septiembre se ponen fin a las vacaciones y se encienden nuevas ilusiones, o al menos eso es lo que piensa Sara Carbonero,»tanto enero como septiembre son unos meses para los propósitos, de ilusionarte con las cosas nuevas».  Y entre sus propósitos, «disfrutar mucho más de Portugal, crecer con Lucas y estar con él el máximo tiempo posible, con Martín y su etapa de guardería, trabajar, que siga creciendo Slow Love y sobre todo disfrutar de la familia».

Tras un relajado y bonito verano en el que Sara e Iker han dividido los días entre sus respectivos pueblos, Navalacruz y Corral de Almaguer, y entre su casa en Madrid y la de Portugal. Ahora toca volver de nuevo al país vecino para que Martín comience el cole, «Martín tiene ilusión por ir, tiene muchas ganas». Sin embargo ella no se lo ha tomado igual y ha confesado que, «recibo mucho feedback de las mamás, se que es una cosa natural que pasamos todas, pero hay días que me agobio un poco más y me apetece que me cuenten si hay algún secreto».

Pero antes de volver, Sara se ha despedido de Madrid con una foto en familia en la que Iker juega con Martín, y ella sujeta al pequeño Lucas. Una instantánea disfrutando de un agradable día de piscina, y la primera en la que se dejan ver los cuatro juntos.

sara-carbonero-v
Sara Carbonero sujeta al pequeño Lucas en el borde de la piscina, mientras Iker juega con Martín.

Respecto a la polémica en la que se ha visto inmerso Iker desde que se ha conocido que no ha sido convocado por Julen Lopetegui para formar parte de la Selección Española, Sara ha comentado que su marido «lo lleva bien, está tranquilo, con normalidad y asumiéndolo. Era una de las posibilidades y está muy tranquilo». En cuanto al mal resultado que ha obtenido en su programa ‘Quiero ser’, «el cambio de canal yo creo que fue positivo porque creo que el programa encajaba mucho más con el público y la audiencia de Divinity. No me lo he tomado como un fracaso porque tiene su público, creo que el problema fue que a lo mejor la gente esperaba otra cosa».

Pero entre todo eso la pareja tiene  algo que celebrar, el tercer cumplemes de Lucas, nacido el pasado 2 de junio. Y como no, su año residiendo en Oporto, lugar al que la familia ya se encuentra totalmente adaptada, «es nuestro segundo año en Portugal y estamos muy tranquilos, ya conocemos el país, tenemos casa, amigos…». Respecto a su primer año, Sara Carbonero ha comentado, «nunca lo he pasado mal,  pasé nervios, desde encontrar la casa hasta ubicarte, te encuentras un poco más solo hasta que encuentras a alguien con quien hacer un poco de vida social». Por lo que se ve, este año la pareja disfrutará más de Portugal.

sara-carbonero-v-1
Lucas lució un body muy rockero en su tercer cumplemes.

En cuanto a su futuro, Iker y Sara se quedan un año más en la ciudad lusa, «de momento este año seguro, con opción a un año más», pero no descartan volver a España, «algún día sí, yo creo que nuestra vida esta aquí». De momento, toca mirar el presente.