Omar Montes ha vuelto a meterse en líos después de que fuera desalojado de una fiesta en Marbella, donde había hasta 40 personas.


No hay polémica en la que no esté presente Omar Montes. El madrileño acaba de volver al ojo del huracán después de que fuera desalojado de una fiesta de ‘influencers’ que tuvo lugar en Marbella, donde no se estaban respetando las medidas de seguridad contra el coronavirus.

Hay que recordar que la Junta de Andalucía tuvo que poner en marcha una serie de medidas para combatir el elevado número de contagios y muertes a causa del covid-19. Entre las restricciones que hay en la mayoría de las provincias está el cierre de bares y restaurantes a las 18.00 horas, toque de queda a las 22.00 horas y reuniones de no más de seis personas.

El hecho de que se estuviera celebrando una fiesta con hasta 40 personas hizo que la Policía Local de Málaga se tuviera que personar en el lugar donde se estaba celebrando: una casa de San Pedro de Alcántara. Entre la multitud de personas que había dentro de la fiesta estaba el cantante.

Omar Montes tuvo que ser desalojado de una fiesta en Marbella

Esta fiesta estaba organizada por una empresa que realiza eventos. Mientras disfrutaban de la fiesta, la Policía Local se personó y decidió desalojar a todos los asistentes sobre las 21:15 horas del pasado sábado. Todos los asistentes estaban sin mascarilla y sin respetar la distancia de seguridad entre ellos. Además, todos estaban bailando, lo que hacía aún más difícil respetar la distancia.

La empresa organizadora de la fiesta asegura que aunque no le hicieron PCR a los asistentes, sí que desinfectaron las villas donde se celebró dicha fiesta. Declaran, a su vez, que a Omar Montes sí que se le hizo un PCR para comprobar si estaba infectado o no. Pero el hecho de que hubiera una fiesta tenía una explicación. Y es que se estaba rodando un videoclip. Según indican, cuando la Policía llegó a la vivienda, ya estaban todos con mascarillas, pero los Stories que se publicaron durante la fiesta demuestra que no la llevaron puestas antes.

Uno de los Stories que se compartieron antes de que se personara la Policía en la vivienda

El pasado mes de julio, Omar Montes volvió a ser noticia después de que tuvieran que cancelar un concierto suyo al negarse a llevar mascarilla. Omar Montes tenía una cita con su público en la localidad malagueña de Fuengirola. El músico debía participar en el Festival Marenostrum, un concierto que tuvo que ser cancelado por la organización después de que el de Pan Bendito y sus acompañantes se negaran a utilizar la mascarilla durante un acto. 

La organización emitió un comunicado en el que detallaba todo lo ocurrido. Se señalaba que durante la entrega de un donativo que iba destinado al ‘Banco de Alimentos’, el artista y sus acompañantes «ignoraron» la advertencia que se les realizó de que debían usar la mascarilla obligatoria. Se añadía que mantuvieron una «actitud incívica» y su ejemplo es «perjudicial» para el público.

Todo ello motivó la decisión de suspender el concierto previsto para la noche del domingo 12 de julio. Desde la organización lamentaron lo ocurrido, sobre todo, para aquellos que ya tenían adquiridas las entradas. Eso sí, se mostraron tajantes: «No se puede ser tibio con estas cuestiones ni tolerante con actitudes que perjudican a todos». Indicaron, asimismo, que su prioridad es «velar por la seguridad de la población y de los asistentes».